Ocho muertos y un detenido en un tiroteo en Misisipi

El sospechoso dijo que buscaba "suicidarse mediante los disparos de un policía"
Ocho personas murieron en un tiroteo en un área rural de Misisipi, Estados Unidos, informaron el domingo las autoridades locales, que detuvieron a un sospechoso, quien aseguró que buscaba "suicidarse mediante los disparos de un policía".

El Buró de Investigaciones de Misisipi confirmó las ocho muertes y aseguró que se produjeron en tres viviendas distintas la noche del sábado en las localidades de Brookhaven y Bogue Chitto, aunque por ahora se desconoce si el sospechoso, identificado como Willie Cory Godbolt, conocía de antemano a las víctimas. Entre ellas está el "número dos" del alguacil del condado de Lincoln.

El alguacil del condado, Steve Rushing, dijo al diario local The Daily Leader que todavía se desconocen los detalles del incidente, pero que su "número dos" acudió a una vivienda del pueblo después de haber recibido una llamada del propietario de la casa, que le pedía ayuda para expulsar de allí a Godbolt.

El vicealguacil y otras tres personas fueron asesinadas en esa casa y Godbolt mató a otras dos personas en otra vivienda, según Rushing, que no dio detalles de las dos víctimas restantes.

Aunque las autoridades no han informado hasta ahora sobre los posibles motivos del atacante, el propio Godbolt dio su versión de los hechos en una entrevista con el diario local The Clarion Ledger.

"No valgo para seguir viviendo, no después de lo que he hecho", afirmó Godbolt en la entrevista, grabada en vídeo mientras la policía local le mantenía esposado y sentado en el suelo.

El sospechoso aseguró que estaba hablando con su esposa y miembros de la familia de ella sobre temas familiares cuando "alguien llamó" al vicealguacil del condado, lo que "le costó su vida" al agente de la ley, y después Godbolt confió en que le mataran a él también.

"Mi intención era que Dios me matara, porque me quedé sin balas. Mi intención era un suicidio mediante los disparos de un policía", añadió Godbolt, de 35 años.

El sospechoso, que durante el incidente también tomó temporalmente como rehén a un joven de 16 años, tiene un largo historial criminal y ha sido acusado de robo armado, asalto agravado y manejo de un auto sin licencia, entre otros crímenes, de acuerdo con The Daily Leader.

Fuente: EFE

Populares de la sección