OEA definió aumentar esfuerzos diplomáticos para lograr la paz en Venezuela

En la reunión del organismo hubo gritos, acusaciones y golpes de mesa

Con la aclamación de 17 países -entre ellos Uruguay- y la abstención de cuatro naciones, la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó por consenso una resolución que, entre otras disposiciones, estipula la profundización de los esfuerzos diplomáticos para lograr la paz en Venezuela de acuerdo a la Carta Democrática Interamericana.

La sesión sobre Venezuela tuvo a Honduras en la presidencia del Consejo Permanente, luego de que Bolivia -que realmente tiene la titularidad de ese órgano- suspendiera la reunión esta mañana.

Venezuela se retiró de sala al igual que Bolivia y Nicaragua, quienes se solidarizaron con el gobierno de Maduro.

La canciller argentina, Susana Malcorra, que está en Washington, fue la primera en hablar en nombre de los socios fundadores del Mercosur.

La diplomática argentina afirmó que el sábado 1 los cancilleres del Mercosur se reunieron para iniciar el proceso de aplicación de la cláusula democrática del bloque al gobierno de Nicolás Maduro. Malcorra explicó que ese procedimiento no significa la exclusión inmediata del país caribeño sino que pretende "acompañar" a Venezuela en su proceso de restablecer la democracia en el país.

Malcorra fue interrumpida por el embajador boliviano, Diego Pary, quien denunció que al realizarse la reunión se estaba dando un "golpe institucional" en la OEA. La convocatoria de la OEA "es trucha" e ilegal, denunció Pary, quien luego fue apoyado por el representante de Venezuela y Nicaragua en la cumbre. Hubo gritos, acusaciones y golpes de mesa en sala donde se desarrolla la sesión.

El embate del representante venezolano contra la canciller argentina causó la reacción del embajador argentino ante la OEA, quien mandó callar al venezolano. "Deje de hablar, hombre, déjeme hablar a mí", dijo el argentino.

El asesor jurídico de la OEA, Jean Michel Arrighi, dijo previamente que era posible desarrollar la sesión extraordinaria porque había quorum (que se logra con un tercio de los 35 Estados miembros).

Al no estar Bolivia, presidente del Consejo, ni Haití que ostenta la vicepresidencia, la reunión debe ser presidida por el embajador titular con más antigüedad en la organización: Leónidas Rosa Bautista, de Honduras.

La convocatoria se planteó el viernes a solicitud de países luego de que el Tribual Supremo se atribuyera facultades legislativas y retirara la inmunidad a los parlamentarios, en fallos luego parcialmente anulados.

El orden del día llevaba incorporado la votación de un borrador de resolución que incluye las demandas más exigentes que han hecho los países de la OEA hasta ahora al gobierno de Nicolás Maduro.

El texto declaraba las sentencias como "una violación del orden constitucional" y resolvía la implantación de "mecanismos interamericanos" para la "preservación de la democracia" en Venezuela, conforme a la Carta Democrática Interamericana.


Populares de la sección