Optimismo mesurado en el gobierno respecto a la economía y el gasto

Gobierno avanza en la Rendición de Cuentas y proyecta crecimiento de la actividad
El gobierno encara la preparación del proyecto de ley de Rendición de Cuentas con la prudencia que el déficit fiscal le exige pero en un escenario económico "auspicioso".

El gabinete presidencial se reunió este martes en la residencia de Suárez y Reyes para comenzar con el análisis de esa iniciativa que remitirá al Parlamento a fines de junio.

La reunión –que duró tres horas- comenzó con una introducción del presidente Tabaré Vázquez en la que el mandatario analizó los indicadores de la actividad económica y repasó la situación regional e internacional, informó en conferencia de prensa el prosecretario de Presidencia, Juan Andrés Roballo, luego del encuentro.

El presidente le dijo a su gabinete que el panorama actual da motivos para que el gobierno sea "positivo" y "optimista" respecto al futuro inmediato. En particular, diagnosticó "signos que hacen prever que la economía seguirá creciendo", dijo Roballo en la conferencia. El gobierno entiende que hay numerosos indicadores que permiten proyectar un futuro auspicioso.

El prosecretario destacó el ininterrumpido crecimiento de la economía, los datos de empleo y desempleo, el aumento de las exportaciones y el aumento de la actividad industrial.

También hizo mención a la inflación contenida en el rango meta establecido de antemano, el aumento de las jubilaciones por encima de la inflación y "el cumplimiento de los lineamientos que se marcaron para las empresas públicas" como indicadores de un panorama que le da "perspectivas positivas" al gobierno para la generación del proyecto de ley de Rendición de Cuentas

Pero, más allá de este escenario satisfactorio, Vázquez también resaltó la necesidad –defendida constantemente por el ministro de Economía, Danilo Astori- de seguir actuando con "prudencia y mesura". El déficit fiscal del 3,9% del Producto Interno Bruto (PIB) es uno de los elementos que más preocupa a la administración "Hay que prestarle mucha atención", dijo Roballo.

"Hay elementos que se analizaron y que son positivos, y hacen ser al gobierno optimista en el futuro inmediato. Y hay otros que plantean la necesidad de actuar con prudencia y mesura, pero con una perspectiva de la economía y de su crecimiento que hace que podamos pensar en caminos que sigan mejorando las condiciones de vida de todos los uruguayos", dijo Roballo.

El jerarca señaló que la introducción del presidente fue seguida por un intercambio con todos los ministros. Agregó que, hasta el momento, el gobierno no se plantea realizar ningún tipo de modificaciones tributarias.

Roballo subrayó, además, que "no se habló de números" con respecto a la Rendición de Cuentas, sino que se buscó establecer ese "marco imprescindible" que dará sustento a todo el análisis posterior.

Lo que viene

A partir de la reunión de este martes se comenzarán a definir los "aspectos concretos" del proyecto en un trabajo particular con cada uno de los ministerios que será encabezado por el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP).

El intercambio tiene como fecha de caducidad el 10 de junio, cuando el gabinete se volverá a juntar para discutir un borrador más detallado del articulado. Recién después del 10 de junio –y cuando solo queden tres semanas para el envío del proyecto al Palacio Legislativo- el gobierno abrirá la discusión con la fuerza política.

"Habrá un nuevo intercambio para analizar de qué manera se plasmaron (las propuestas del Frente Amplio) en la rendición y generar el diálogo correspondiente", dijo Roballo.

Durante los primeros días de marzo, Vázquez recibió al presidente del Frente Amplio, Javier Miranda, en Suárez y Reyes. En esa ocasión, Miranda le entregó las prioridades de la coalición de izquierda para la rendición. Vázquez y Miranda manifestaron coincidencias respecto a las prioridades y la necesidad de mantener los equilibrios macroeconómicos.

"El Frente Amplio es consciente de la necesidad de mantener los equilibrios macroeconómicos, los que, si no fueran controlados, seguramente repercutirán negativamente en la calidad de vida de la población y, en particular, afectarían desafavorablemente a las personas de menores recursos y a los trabajadores", estableció el documento que recibió Vázquez y que ese día decidió leer frente a la cámaras.

"El Frente Amplio es absolutamente consciente de la importancia de cuidar las cuentas públicas", remarcó Miranda.

Populares de la sección

Acerca del autor