Países en desarrollo albergan a unos 65 millones de desplazados

Oleada de emigrantes está afectando la política y la economía
Las personas desplazadas se han convertido en un gran desafío político y económico para los países en desarrollo, que albergan al 95% de quienes huyen de una docena de conflictos armados, casi los mismos de hace 25 años, señaló un informe del Banco Mundial publicado ayer.

La presencia de estas poblaciones "afecta las perspectivas de desarrollo de las comunidades que los reciben" y "alimentan las reacciones de xenofobia hasta en los países ricos", escribió el autor del informe, Xavier Devictor.

El Banco apela a las agencias de desarrollo a dar ventajas a los países de acogida con préstamos y donaciones.

Unos 65 millones de personas en el mundo viven "en desplazamiento forzado", lo que significa un 1% de la población mundial.

Entre ellos hay 24 millones de refugiados y solicitantes de asilo que atravesaron las fronteras y 41 millones de personas que han sido desplazadas dentro de su país.

Durante los últimos 25 años, son casi los mismos conflictos los que han provocado la huida de la población: Afganistán, Irak, Siria, Burundi, República Democrática del Congo, Somalia, Sudán, Colombia, el Cáucaso y la antigua Yugoslavia.

El informe subraya que en general el pico del movimiento de estos habitantes se alcanza después de los cuatro años de iniciado el conflicto.

Solamente una cuarta parte de los desplazados (27%) regresa a la región que abandonó. Una gran cantidad va a engrosar las regiones urbanas como Kabul, Juba en Sudán del Sur, Luanda en Angola o Monrovia en Liberia.

Entre los 15 países que reciben a la mayoría de los refugiados figuran Turquía, Líbano, Jordania, los vecinos de Siria con 27% de los refugiados. Pakistán e Irán, vecinos de Afganistán, reciben 16% de los refugiados. Finalmente Etiopía y Kenia, vecinos de Somalia y Sudán del Sur acogen al 7%.

Hay que añadir los países que sufren el desplazamiento interno de su población como Colombia, Irak, Nigeria y la República Democrática del Congo.

Algunos de los países ricos de la OCDE "han abierto sus puertas pero la mayoría son reacios a asumir responsabilidades internacionales en una escala significativa", escribió el autor del informe.

El Banco Mundial propone políticas de ayuda que permitan a los refugiados y desplazados trabajar, ganar un ingreso y desarrollar sus habilidades, la ayuda humanitaria que alcanzó los US$ 22 millones en 2015 no es suficiente.

En los países ricos los programas de integración han obtenido resultados lentos y moderados, según el estudio.

En Estados Unidos, por ejemplo, se tarda más de 10 años en que un refugiado obtenga un trabajo mientras que en la Unión Europea más de 15.

El drama sirio

El estudio afirma que Siria es el único país que su población desplazada supera el 25%, debido a una guerra civil que comenzó en 2011 y que, desde entonces, se ha complicado e internacionalizado con la entrada en escena de varios países y de grupos yihadistas.

El drama sirio se refleja en el número de víctimas mortales desde que comenzó el conflicto armado: al menos 301.781 personas han muerto y mas de dos millones resultaron heridas desde marzo de 2011 hasta el comienzo de la tregua iniciada el lunes 12, según datos del Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Según el recuento, al menos 86.692 civiles, de los que 15.099 eran menores y 10.018, mujeres, perdieron la vida en el territorio sirio en estos más de cinco años de guerra civil.

Asimismo, unos 48.766 combatientes sirios de facciones rebeldes e islámicas, así como de las Fuerzas de Siria Democrática (FSD) –una alianza armada kurdo árabe– han muerto; a los que se suman 3.593 desertores del régimen.

También murieron 52.031 milicianos extranjeros de organizaciones radicales, como el Estado Islámico (EI), el Frente al Nusra (actual Frente de la Conquista del Levante), el Ejército Islámico de Turkmenistán y los Soldados de Al Aqsa, entre otros.

Por su parte, las filas del régimen sufrieron 59.006 bajas de efectivos de las fuerzas regulares; 41.564, de combatientes de milicias progubernamentales sirias; 1.321, de miembros del grupo libanés Hizbulá; y 5.163 de milicianos chiíes de otras nacionalidades.

El Observatorio agregó que hay también 3.645 muertos de identidad desconocida.
Estos más de cinco años de conflicto han ocasionado, además, más de dos millones de heridos, y once millones de refugiados en países vecinos y de desplazados.

"Ahuyentar" a los emigrantes

El ministro de Asuntos Exteriores británico, Boris Johnson, propuso que la guardia costera realice operaciones para rechazar los barcos cargados de migrantes de vuelta a las costas de Libia e impedir así que lleguen a Italia, una medida que tendría un "efecto disuasorio".

"Creo que hemos ahuyentado 200.000 migrantes; perdón hemos salvado 200.000 migrantes. Ese es el enfoque correcto", afirmó Johnson el jueves 15 en una rueda de prensa en Florencia.

Fuente: AFP y EFE

Populares de la sección