Paro en frigoríficos diferirá venta de haciendas por US$ 15 millones

Paran por 48 horas por la falta de avances en las negociaciones salariales

La paralización en la industria frigorífica, decretada por los trabajadores para este martes y miércoles por reivindicaciones salariales, impedirá que el mercado de haciendas comercialice ganados con destino a faena por alrededor de US$ 15 millones.

La medida motivada por la demora en definir el acuerdo salarial entre trabajadores e industriales provoca un fuerte impacto en la operativa del negocio de la carne, que representa una facturación mensual de más de US$ 200 millones entre exportación y abastecimiento del mercado interno.

La Federación de Trabajadores de la Industria de la Carne y Afines (Foica) resolvió parar 48 horas a partir de hoy en función de que no han existido avances en las negociaciones que se cumplen en el Consejo de Salarios, confirmó a El Observador el secretario general de la Foica, Luis Muñoz.

La inactividad de dos días representa que quedarán sin faenar unos 17.500 animales vacunos, con la consiguiente repercusión desde el punto de vista económico y acciones comerciales que afectará al sector.
Según el dirigente sindical, las posiciones no están muy alejadas en cuanto al salario básico. Sin embargo, la mayor diferencia entre las partes se produce en cuanto al ajuste general que incluye distintos beneficios, así como también el pago por productividad a los empleados.

"La solución intermedia de un ajuste salarial de 8,5% para el primer año; 7,5% para el segundo; y 7% para el tercer año, en la posición de la Foica debería aumentarse en 0,5% en cada ítem, mientras que la industria, si bien la podría aceptar o estar por debajo en 0,5%, no mejora las condiciones generales del acuerdo, más allá del salario básico", explicó Muñoz.

Agregó que la industria hace una propuesta "por la cual los trabajadores se quedan sin ajuste en la tabla de remuneración por cabezas faenadas".

Diferencias


Según Muñoz, hay diferencias porque "el sindicato no entiende que sea un sector que esté en dificultades con el volumen de faena que realiza, si bien admitió que no tiene el nivel de rentabilidad que tenían en los últimos años".

Frente a esta situación, el Ministerio de Trabajo hizo una propuesta considerando que la industria está "en nivel medio salarial", posición que aceptaría la industria, pero que "afecta a los trabajadores al eliminar la tabla por cantidad de cabezas faenadas", dijo el sindicalista.

"Además, no se ofrecen mejoras para quienes trabajan con niveles de productividad mínima, ni reajuste por antigüedad y por presentismo, y canasta de carne, que en los últimos tiempos se paga en efectivo", reseñó Muñoz.


Está en riesgo el abasto de leche

Un conflicto iniciado a consecuencia de la puesta en marcha de una nueva máquina para el envasado de leche en Conaprole, que se dispuso con personal de otra sección en el Centro Industrial Montevideo (CIM), pone en riesgo el abastecimiento del producto a Montevideo y a la mayoría de los departamentos, confirmó a El Observador el secretario general del sindicato, Luis Goichea. De no encontrarse una solución, la paralización que afectaría el normal suministro de leche fresca puede comenzar en esta jornada.


Populares de la sección

Acerca del autor