Partidos coinciden en cambiar gestión de empresas públicas

Diferencias políticas están en cómo hacer cambios y dar buenos servicios
En tiempos de desencuentros entre el gobierno y la oposición que los referentes políticos buscan superar, un seminario sobre empresas públicas, organizado por la Fundación Propuestas (Fundapro) del Partido Colorado, reunió ayer a técnicos y a líderes políticos que más allá de algunos puntos de coincidencias, dejaron en claro sus visiones enfrentadas.

Representantes de los partidos con representación en el Senado fueron críticos del Estado como administrador, marcaron la necesidad de "aggiornarse", de que las empresas sean eficientes y de "profesionalizar" los directorios.

Antes que ellos, un grupo de técnicos había indicado como punto negativo la formación académica (no especializada en administración de empresas) de quienes son designados al frente de los entes así como la injerencia política).

Pero fue el economista Gabriel Oddone quien manejó el concepto que luego fue tomado por los senadores. Para Oddone seguramente se lograrán consensos respecto a lo que hay que hacer con las empresas públicas aunque el punto difícil es "cómo hacerlo".

El panel político lo integraron los senadores Pedro Bordaberry (Partido Colorado), Marcos Otheguy (Frente Amplio), Luis Lacalle Pou (Partido Nacional), Jorge Larrañaga (Partido Nacional) y Pablo Mieres (Partido Independiente) además del intendente de Montevideo Daniel Martínez.

Fue una coincidencia que el seminario se realizara el día después que ANCAP, la empresa estatal más grande del país, informó que cerró las cuentas del año 2015 con pérdidas por US$ 198 millones.

Bordaberry dijo que la idea del seminario la tomó del general Liber Seregni, líder histórico del FA, quien en tiempos de crisis económica del país convocó a discutir sobre ese tema. La mirada a largo plazo que planteó Bordaberry contrastó con la preocupación de Lacalle Pou, para quien primero hay que resolver los problemas de 2016.

Mieres pidió evitar que las empresas estatales sean utilizadas para impulsar carreras políticas y propuso que quienes ocupen esos cargos estén inhabilitados de ser candidatos por cinco años.
Daniel Martínez, que fue presidente de ANCAP, habló de eliminar "la tentación de lo partidario" que se puede ver en decisiones sobre publicidad o en las donaciones.
Otheguy defendió la gestión pública de las empresas que son "el brazo ejecutor" de políticas de Estado y por eso reinvidicó que sean utilizadas como herramientas para controlar, por ejemplo, la inflación.

El legislador señaló que no cree que sea más eficiente lo privado que lo público y se inclinó por "combinar" el mercado con la intervención estatal como el mejor camino para el desarrollo de un país. Así lo hicieron, dijo, Japón, EEUU y Singapur

Desde el Partido Nacional, Jorge Larrañaga reclamó terminar con el "chacrismo" y las "corporaciones gerenciales". Por el contrario planteó que haya un plan estratégico general. Otheguy también marcó que deben gestionarse en base a objetivos nacionales.

Fue Lacalle Pou quien puso en duda que vaya a haber acuerdos con el Frente Amplio y discrepó con Otheguy para quien las empresas pueden dar pérdidas según lo planteó tiempo atrás en el Senado.

Lacalle Pou no sólo está de acuerdo con que las empresas estatales coticen en bolsa sino que los funcionarios tengan una participación accionaria.

Bordaberry, que cerró el evento, volvió a la pregunta de Oddone sobre cómo hacer el cambio. El senador colorado dijo que se hace con valentía, generosidad, respeto por los otros y con mucho trabajo.

Populares de la sección