PIT-CNT seduce a empresarios para firmar acuerdos bipartitos

La central sindical propuso que se establezcan criterios propios de negociación al margen de los lineamientos del gobierno
A las puertas de la última parte de la sexta ronda de negociación colectiva en el sector privado, el PIT-CNT planteó a las cámaras empresariales que la renovación de los convenios salariales se orienten por pautas propias y se deje en un segundo plano los lineamientos recomendados por el Poder Ejecutivo, algo inédito desde que se retomaron los Consejos de Salarios. Las gremiales estudian la propuesta y fijarán posición en los próximos días.

En un contexto marcado por la negativa del gobierno a introducir modificaciones, la propuesta realizada por la central sindical en el Consejo Superior Tripartito busca seducir a las empresas para que firmen acuerdos con los sindicatos sin participación del Poder Ejecutivo, como ya comenzó a observarse en los primeros meses de este año.

La próxima parte de la ronda de negociación es la más importante e involucra a 109 mesas de sectores intensivos en el uso de mano de obra, vinculados al comercio, los servicios y la industria. En diálogo con El Observador, el director del Instituto Cuesta Duarte del PIT- CNT, Milton Castellano, explicó que la propuesta se basa en que el Consejo Superior Tripartito elabore un conjunto de lineamientos que sirva para "orientar" las negociaciones de cada mesa.

La iniciativa plantea como criterio general que los acuerdos se firmen a dos años (como plantea el gobierno), pero con correctivos por inflación observada a los 12 meses. También incluye una reformulación de los ajustes adicionales para los salarios "sumergidos" y se propone usar un único criterio para la franja que va entre el mínimo nacional de $ 11.150 y los $ 15.000.

"Más allá de que cada Consejo de Salarios es autónomo en la negociación, no estaría de más que el Consejo Superior sugiriera lineamientos para todos los grupos. Eso podría facilitar la negociación, acelerarla. Nunca los ha dado, pero podría ser la primera vez", apuntó Castellano.

El ámbito de la negociación colectiva en el Consejo Superior Tripartito está integrado por seis representantes de los trabajadores, seis del sector empresarial y seis del Poder Ejecutivo. Dado que el gobierno mantiene sus lineamientos sin cambios, la llave para que se acepte o no la propuesta del PIT-CNT como criterio de las conversaciones está en las cámaras empresariales.

La posición de la Industria


El representante de la CIU ante los Consejos de Salarios, Juan José Fraschini, dijo a El Observador que el tema será analizado para definir si hay disposición a considerarlo y a su vez si es necesario realizar sugerencias, aunque adelantó que "no será fácil".

"Hemos negociado dos etapas de una ronda con determinadas características y no parece prudente cambiar las características para la tercera etapa. (...) Adelantamos esa posición sin perjuicio que se trasladará el planteo a la interna de la cámara", apuntó el ejecutivo. Uno de los argumento dados por la gremial durante el encuentro se basa en que cada parte debe tener autonomía para negociar en los diferentes grupos y que se hace "difícil respetarla" si se fijan criterios de antemano.
"Somos defensores de la autonomía de cada unidad de negociación porque es la que conoce la realidad de los sectores, de las empresas, y son quienes están autorizadas realmente a ver hasta dónde pueden llegar", dijo Fraschini.

Sobre el plazo de aplicación de los correctivos por inflación, Fraschini indicó que "es algo delicado" porque si se apuesta a que la inflación descienda, el correctivo anual puede implicar "no acompañar" esta tendencia. La insistencia del PIT-CNT radica en que los precios no dan señales de moderación y eso puede acarrear pérdida de poder adquisitivo durante la vigencia de los convenios.

Una mayor suba de precios también puede transformarse en un problema para las empresas a futuro. De hecho, sectores de la industria que renovaron convenios a fin del año pasado han mostrado preocupación por el escenario que pueden encontrar al momento de tener que pagar correctivos por inflación acumulados a 18 o 24 meses.

"El Poder Ejecutivo no tiene veto. Está en igualdad de condiciones. Puede ganar, empatar o perder igual que el resto", dijo Milton Castellano, director del Cuesta Duarte.

Comercio lo evaluará


Por su parte, el asesor de Cámara de Comercio y Servicios, Juan Mailhos, dijo que se iniciará una ronda de consultas interna para fijar posición respecto a la próxima ronda de negociación, luego de que ayer el gobierno notificara de manera formal que mantiene la pauta propuesta y que el PIT-CNT planteará nuevamente su intención de introducir cambios. "Vamos como siempre con el buen talante y la buena fe de poder llegar a los acuerdos. Después habrá que ver en los hechos cómo se va plasmando la heterogeneidad de los grupos y subgrupos que tenemos que negociar", dijo.

Consultado sobre la firma de acuerdos por fuera de la pauta oficial como se dio en la primera parte del año, Mailhos indicó que "todo lo que haga posible acuerdos se va a analizar con seriedad" tomando en cuenta el "interés empresarial que hay que salvaguardar".

"Veremos si hay posibilidad de complementar en algo los lineamientos dados y si no hay, tenderemos una ronda más ágil o menos ágil, dependiendo de eso y de lo que no está explicitado hoy. Lo que está explicitado es lo macro, pero después vienen los planteos de cada sector que son los que en definitiva hay que ver de qué manera se contemplan", dijo Mailhos.

Más acuerdos bipartitos


La firma de acuerdos bipartitos no era algo habitual en los últimos años. En los Consejos de Salarios comúnmente cuando hay diferencias entre empresas y sindicatos, una de las partes termina acompañando la salida que propone el gobierno. Pero el hecho de que las pautas oficiales incluyen aumentos salariales por debajo de la inflación esperada –incluso por el equipo económico–, está llevando a que en los ámbitos de negociación colectiva se firmenconvenios que incluyen desvíos de esos lineamientos para evitar pérdida de salario real.

"Eso empezó el año pasado y este año sigue habiendo. Antes los acuerdos tripartitos eran entre 80% y 90%, hoy están siendo entre 50% y 60%. Desde el 2005 nunca hubo tantos acuerdos sin el Poder Ejecutivo como ahora. Los actores sociales terminan poniéndose de acuerdo entre ellos antes que con el Poder Ejecutivo, salvo los sectores que están muy mal", había dicho a El Observador el director del Instituto de Relaciones Laborales de la Universidad Católica, Juan Manuel Rodríguez.

El director nacional de Trabajo, Juan Castillo, dijo ayer a Presidencia que los planteos del PIT-CNT se analizarán en la próxima reunión de agosto. También consideró que si durante la etapa de análisis los empresarios se acercan a la postura del PIT-CNT, eso sería una "lectura" y también "una novedad".

Populares de la sección

Acerca del autor