Primaria ofrece transporte, pero sindicato llama a maestros a no concurrir a clase

Primaria dispuso que las clases se retomen mañana con normalidad en las cuatro escuelas de la zona

Tras los incidentes ocurridos el viernes y ante la suspensión de la línea 405 de Coetc de ingresar al Marconi, desde mañana el Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP) dispondrá de dos camionetas para trasladar hasta allí y zonas aledañas a los maestros, que habitualmente utilizan dicha línea para llegar a sus escuelas. Sin embargo, el sindicato de maestros de Montevideo (Ademu) convoca a los docentes a no concurirr a trabajar.

El consejero de Primaria, Pablo Caggiani dijo a El Observador que luego de que el Ministerio del Interior les confirmara hoy que la situación en el barrio es de normalidad, el CEIP resolvió retomar las clases mañana. Sin embargo, muchos maestros se veían impedidos, debido a la decisión de los trabajadores de Coetc.

En la zona el CEIP cuenta con cuatro escuelas y 2 jardines de infantes. Luego de realizar un relevamiento entre los maestros, el CEIP resolvió habilitar dos camionetas con capacidad para 12 personas -una de la inspección centro y la otra de inspección este- para trasladar a los docentes y así asegurar que todos los grupos de escolares puedan retomar mañana las clases.

Caggiani señaló que las autoridades de Primaria esperan que la situación sea transitoria y que las negociaciones para que la línea 405 vuelva a ingresar a la zona sean exitosas.

Por su parte, Raquel Bruschera, dirigente de Ademu, dijo a El Observador que para el sindicato no están dadas todas las condiciones para garantizar la seguridad de los docentes en el barrio. "Solicitamos al consejo que suspendiera las clases en las escuelas de la zona, pero no lo hizo. Entonces, nosotros convocamos a los maestros a no concurrir", manifestó.

La dirigente sindical señaló que a cambio, proponen a los maestros presentarse en el CEIP y cumplir el horario allí, para no sufrir luego los descuentos correspondientes. Expresó que las camionetas que dispone Primaria no son suficientes para garantizar el trabajo en las escuelas.

La línea 405 es la única que cruza el barrio Marconi por la avenida Aparicio Saravia, donde el viernes ocurrieron los disturbios. Los trabajadores tomaron la decisión de no ingresar más a la zona, luego de que en medio de los incidentes, el chofer, el guardia y un inspector de un coche de esa línea fueran agredidos por un grupo de personas del barrio, y de que el coche fuera completamente incendiado.

Los desmanes ocurrieron luego de un enfrentamiento entre agentes policiales y dos jóvenes del barrio, que tuvo como saldo la muerte de uno de ellos. Esto enfureció a un grupo de vecinos que se manifestó con pedreas y quema de autos. Mañana no funcionará la policlínica de la zona, dado que el viernes un médico que se trasladaba hasta allí fue agredido.

Mañana el sindicato se reunirá con los maestros de la zona para analizar la situación y evaluar los pasos a seguir.


Populares de la sección