Prohíben cuatro agroquímicos y restringen uso de otros dos

Busca preservar la inocuidad de los alimentos, seguridad y ambiente
El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) dispuso la prohibición de cuatro productos agroquímicos considerados de alta peligrosidad y de otros dos de uso restringido, en el marco de una política de preservar el ambiente, la inocuidad y la seguridad alimentaria.

La información fue destacada por el director general de los Servicios Agrícolas (DGSA), Federico Montes, quien explicó que se trata de fortalecer el concepto de una política pública de intensificación sostenible. Dentro del concepto de productividad, de cuidado del medio ambiente y de la salud humana.

También destacó la necesidad de aclarar dentro del concepto de medio ambiente lo referido a las aves, peces, abejas y todo lo que signifique preservar la biodiversidad de los controladores genéticos que puedan tener insectos en un lugar de producción.

Los productos clase 1 considerados de alta peligrosidad para la salud humana que fueron prohibidos y que cumplen la función de herbicidas, en tres de sus variedades, son utilizados para la fruticultura y horticultura.

Se trata de los productos Azinfos metil, Metidation y Metomil. Esos productos se retiran del mercado y se está trabajando más a fondo en el concepto de inocuidad y calidad de un producto, especialmente cuando se habla de frutas y verduras.

Si bien son productos muy bien controlados y con uso bajo receta profesional, su retiro significará aumentar las garantías al consumidor final de que el producto contempla los parámetros de inocuidad, sostuvo Montes.

También se prohíbe la Atrazina (clase 3), que es un herbicida que en el mundo hace varios años tuvo dificultades desde el punto de vista del ambiente, sobre todo en la contaminación de las aguas subterráneas. Además, con esta medida se cuida su efecto en el medio ambiente.

Por otra parte, otro producto clase 1 es el Carbofuran, que se utiliza en Uruguay para el control de aves plagas, como los loros, que tienen un efecto importante en los cultivos.

Lo que se hace ahora es restringir la formulación que se utiliza para plantaciones de papa, morrón y tomate. Quedaría utilizable su formulación original para el control de aves plagas, para cuya formulación solo el MGAP puede utilizar, dijo el director de Servicios Agrícolas.

Agregó que hasta el momento no existieron problemas en el mercado, pero se ha hecho un análisis de riesgo que procura disminuir los posibles riesgos y errores humanos que puedan ocurrir en la aplicación de estos productos.

Montes aclaró que queda prohibida la importación, registro y comercialización de los productos antes citados.

En Uruguay hay un stock que se permitirá utilizar y después se contará con toda la normativa para poder sancionar a quien no esté cumpliendo con lo establecido. "Tenemos la potestad para ver los registros y también para fiscalizar todos los comercios que venden productos", acotó Montes.

Con la cámaras de agroquímicos

El director de los Servicios Agrícolas, Federico Montes, informó que autoridades de esa oficina del MGAP se reunirán la semana que viene con representantes de las cámaras de agroquímicos, tras lo cual tendrán un plazo de 30 días para informar el stock que disponen de cada uno de los productos prohibidos. Luego, de acuerdo al stock y al uso que tienen en Uruguay, se va a determinar el plazo que se fijará para su retiro final del mercado.


Populares de la sección

Acerca del autor