Qué esperar de la cuarta temporada de Orange is the New Black

Hoy es el estreno
No necesitan presentación. Las reclusas más famosas de internet regresan a Netflix hoy con el estreno de la cuarta temporada de la serie Orange is the New Black (OITNB).

Una ficción que representó una suerte de fractura porque logró trabajar con popularidad, acierto y libertad temáticas feministas; incluir componentes inclusivos evidentes en la composición de su elenco que reúne mujeres blancas, negras, asiáticas, gordas, flacas, morochas, rubias, pelirrojas y una transexual. Además hablan de esta serie los premios, los que ha obtenido por su espectacular guión, sus convincentes actuaciones y su constante coqueteo entre la comedia y el drama con situaciones y personajes que provocan en el espectador desde nudos en la garganta hasta carcajadas.

Todo esto hace de OITNB una serie consagrada dentro del mundo de la ficción y una de la joyas más brillantes en la corona de Netflix. Pero, ¿qué tienen para ofrecer de nuevo la reclusas de Litchfield en esta cuarta temporada?

El fin de la era Piper

La serie, basada en la novela homónima de Piper Kerman y cuya primera temporada se estrenó en 2013, tiene muchos personajes; casi tantos como reclusas hay dentro de una prisión. Desde un principio, el programa acompaña la rutina diaria de lo qué pasa dentro de la cárcel con flashbacks al pasado de los personajes y contando los motivos por los cuales terminaron tras las rejas. Ese es un recurso inagotable para los guionistas y que siempre genera nuevos insumos para continuar con más capítulos. Es esperable que en esta temporada se descubran más pasados que ayuden a entender –y se relacionen– con el presente de las reclusas.

A su vez cuando la serie comenzó, Piper Chapman (Taylor Schilling) se perfilaba como la protagonista principal de la historia. A medida que avanzaron las temporadas su figura se desdibujó un poco entre tantas personalidades mucho más intensas que la suya y que lograron virar el norte de la historia y transformar a OITNB en lo que es hoy: una enredadera de poderosas historias. De hecho, en el tráiler difundido por Netflix meses antes del estreno de temporada, apenas sí se ve a Chapman. No obstante Piper dará que hablar ya que, según se pudo ver en otra imagen difundida por Netflix hace algunas semanas, algunas reclusas logran someterla y amordazarla en un lugar oscuro dentro de la prisión; ¿qué habrá hecho?, ¿será puesta a prueba toda la fortaleza (y locura) que ha acumulado el personaje tras su estadía en prisión?

Orange is the New Black - Season 4 - Trailer

Hablemos de sexo y religión

Otro fuerte en esta cuarta temporada puede ser es la aparición de nuevos personajes. Si bien en las temporadas anteriores ha habido renovaciones dentro del elenco, en esta oportunidad la actualización es masiva. En el último capítulo de la tercera temporada se puede ver cómo un nuevo –y extenso– grupo de reclusas llega a Litchfield dispuesto a hacerse un lugar dentro de la prisión. De todas formas es previsible que las locales no den brazo a torcer y se enfrenten a las recién llegadas. La guerra interna estará cargada de drama y sacará a la luz los peores demonios de estas mujeres.

A su vez, esta será la oportunidad perfecta para exponer nuevas problemáticas que hasta el momento no han sido tratadas dentro de la serie. Por ejemplo, en el tráiler puede verse a una mujer envuelta en un velo hijab discutiendo con Cindy. Es posible, por tanto, que en el programa se hable del islam; con todo lo que esta religión –y lo que se dice sobre ella– repercute hoy en el mundo.

Otras de las temáticas que serán presuntamente abordadas en esta cuarta temporada será la sexualización y la exposición de las mujeres adultas y ancianas. La entrada a prisión de una veterana estrella de televisión (interpretada por Blair Brown) será la excusa perfecta para tratar el tema: "Las personas intentan desexualizarme todo el tiempo a causa de mi edad y no se los permitiré más", le dice esta nueva interna a Poussey.

Entre secretos oscuros, personajes complejos, problemáticas actuales y el humor dramático de siempre, esta cuarta temporada de OITNB promete ser tan buena como sus antecesoras. De todas formas, en febrero los ejecutivos de Netflix renovaron la serie por tres temporadas más así que, en caso de que esta cuarta temporada decepcione, Chapman y sus compañeras de celda tendrán otras oportunidades para enmendar. Netflix se vuelve a vestir de naranja para recibir a una de las series que lo consagraron como productor de ficción, de buena ficción.

Populares de la sección

Acerca del autor