¿Quién pagó el megashow de los Rolling Stones en La Habana?

El coste estimado del concierto que ofreció la mítica banda el viernes en La Habana rondó los US$ 7 millones

Con un costo estimado de US$7 millones y un montaje para el que hubo que desplazar 61 'containers', un Boeing 747 y 350 personas, los Rolling Stones hicieron de las suyas en Cuba.

Según informa el diario El Confidencial, tras este monumental despliegue está la Fundashon Bon Intenshon (FBI), una organización benéfica radicada en la isla de Curazao, antiguas Antillas Holandesas. Se trata de un proyecto filantrópico de Gregory Elias cuyas obras caritativas se desarrollan principalmente en la propia isla.

De acuerdo con lo dicho por El Confidencial, Elias es, al mismo tiempo, el presidente de United Trust, una de las asesorías financieras líderes de ese paraíso fiscal caribeño. Se presenta en el mundo de las altas finanzas como la entidad capaz de "cumplir las leyes que regulan algunas de las situaciones financieras más desafiantes en todo el mundo".

La empresa antillana hace bandera insistentemente de la transparencia, pero lo que no desvela en la web es el nombre de sus clientes.

El artículo de El Confidencial señala como antecedente que en 1971, The Rolling Stones protagonizaron dos hitos para la historia del rock moderno. El primero, grabar el doble disco Exile on Main Street y el segundo, desviar sus ingresos para esquivar el fisco británico.

"Aquella empresa pantalla que los convirtió en pioneros de la ingeniería fiscal fue la holandesa Promogroup, y hace hincapié en que es también holandesa como lo era la isla de Curazao", menciona El Confidencial y desliza que no solo las letras de los Rolling Stones deben ser objeto de estudio en muchas escuelas, sino también sus números.




Populares de la sección