Robaron caja fuerte de la casa de Pablo Escobar en Miami

Una pareja compró la casa y encargó su demolición en busca de joyas, droga y dinero oculto en las paredes o pisos

Los dueños de una mansión en Miami que perteneció al capo colombiano Pablo Escobar denunciaron el robo de una caja fuerte de la casa, que comenzó a ser demolida este martes.

"Estaba en el piso, bajo el mármol y fue descubierta por nuestros obreros, pero antes de que pudiéramos retirarla, fue robada y estamos trabajando con la policía", dijo a periodistas Jennifer Valoppi, quien junto a su marido Christian de Berdouare compró en 2014 la enorme casa rosada ubicada en Miami Beach, Florida (sureste de EEUU).

Valoppi dijo que desconocen qué contenía la caja fuerte, robada en las semanas pasadas, cuando se realizaban los preparativos para la demolición de la vivienda, que comenzó este martes y se prolongará por algunos días.

De Berdouare y Valoppi habían contratado un equipo de personas para que buscaran dinero, drogas o joyas que pudieran haber sido escondidos en paredes o pisos, una práctica común de "El Patrón" Escobar en sus viviendas.

Casa de Pablo Escobar en Miami

La pareja adquirió la abandonada mansión en 2014, por 9,7 millones de dólares. Ahora la derriba para construir una moderna casa sobre el privilegiado terreno, ubicado en un exclusivo barrio y con vistas a la Bahía Vizcaína y los rascacielos de Miami.

Según sus dueños, el fallecido jefe del cartel de Medellín visitó en algunas ocasiones la casa de Miami Beach, que adquirió en 1980. La vivienda, con embarcadero propio, vio mucha actividad por las noches, posiblemente relacionada con los negocios ilegales de Escobar.

"Esto fue parte de la historia de la ciudad, un capítulo oscuro que está llegando hoy a su fin" con la demolición, dijo De Berdouare.

La mansión fue incautada en 1987 por las autoridades estadounidenses, que también decomisaron otras propiedades del capo en el país.

Escobar, el mayor narcotraficante que haya tenido Colombia, murió el 2 de diciembre de 1993 en Medellín, dejando 50.000 víctimas, según cifras de la ONG Colombia con Memoria.


Fuente: AFP

Populares de la sección