Rossi cuestionó los tiempos de las PPP, que Economía defiende

El titular del Ministerio de Transporte dijo que se siente "maniatado" para acelerar las obras
El ritmo con el que transcurre la adjudicación de los proyectos de participación pública privada (PPP) para la realización de obras de infraestructura vial es motivo de preocupación creciente en la órbita del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP). Esta visión, sin embargo, no es compartida por todo el Poder Ejecutivo. El Ministerio de Economía (MEF) entiende que los tiempos del instrumento están en línea con los plazos internacionales.

Ese tema ocupó buena parte de la presentación realizada ayer por el ministro de Transporte, Víctor Rossi, durante una conferencia organizada por el Centro de Estudios Económicos de la Industria de la Construcción (Ceeic). "Les confieso que algunas veces siento que el ministerio está maniatado en su responsabilidad, en la respuesta que tiene que darle a la ciudadanía y a los sectores económicos y sociales del país, porque no maneja totalmente los elementos que le pueden permitir dar esas respuestas", afirmó Rossi.

El mes pasado, durante un evento organizado por la Corporación Nacional para el Desarrollo (CND), la responsable de la Unidad de Proyectos PPP del MEF, Silvina Panizza, evaluó el proceso de adjudicación de las obras como "bastante ágil" y en línea con los plazos a nivel regional e internacional, había informado El País.

Rossi dijo ayer que a veces se utiliza como "consuelo" que los tiempos manejados en Uruguay son los mismos que han enfrentado otros países con experiencias similares, pero insistió en que Uruguay "no está en condiciones" de seguir demorando. "Yo no sé si es así, pero el hecho que hoy estemos festejando que se terminó de aprobar el contrato para un llamado que se hizo en 2013 (rutas 21 y 24) por lo menos a mí me pone muy nervioso", dijo el ministro.

El jerarca volvió a poner sobre la mesa su idea de conformar una agencia especializada para la herramienta de PPP y otros proyectos especiales, que funcione en la órbita de la CND.
Para Rossi, una vez definidos los proyectos, esta agencia debería encargarse de la gestión hasta su concreción, aun sin que otros organismos como el MEF tengan que renunciar a sus competencias y potestades en la materia.

"El esfuerzo que hace la ley uruguaya de encontrar la forma de participación con todas las instituciones del Estado en las PPP y en ámbitos de consulta permanente y de intercambios es un mecanismo que tendríamos que revisar", añadió.

El estado de los proyectos

Rossi informó ayer que en los últimos días se terminó de confeccionar, negociar y aprobar el contrato financiero para la reconstrucción y mantenimiento de las rutas 21 y 24, y el baipás en Nueva Palmira.
La obra, a cargo del consorcio integrado por la española Sacyr y Grinor (propiedad de la uruguaya Saceem), es el único paquete adjudicado hasta la fecha y podría comenzar antes de fin de año.
Otro proyecto que comprende las rutas 12, 54 55 y 57 está en proceso de adjudicación. Por su parte, está en la última fase de evaluación el llamado para la reparación de la ruta 9 entre Rocha y Chuy, y un tramo de la ruta 15.

Para el 30 de noviembre el MTOP espera tener las propuestas para el llamado de obras en la ruta 14, entre Mercedes y Sarandí del Yi, incluyendo el puente sobre el río del mismo nombre. En relación al tramo de la ruta 26 entre Tacuarembó y Paysandú, Rossi informó que el proyecto está "avanzado", pero con "demoras". Mientras tanto, se realizan trabajos de reparación para recuperar ese trayecto que, según dijo el ministro, "se ha deteriorado más del límite de lo aceptable".

También están en elaboración el proyecto para la ruta 14, en el tramo que une Sarandí del Yi con el departamento de Rocha, y el llamado para la doble vía en ruta 3, desde la ruta 1 hasta San José. La otra PPP planteada es la ruta 6 con baipás en San Ramón. Los paquetes a licitar bajo el régimen de contratos PPP equivalen a unos 1.630 kilómetros de rutas y una inversión aproximada para el quinquenio de US$ 660 millones.

Un paso clave

Semanas atrás, el gobierno dio un paso clave para poder hacer frente a los problemas de infraestructura y viabilidad de las PPP. En lo que fue la emisión más grande en la historia del mercado bursátil uruguayo, quedó constituido el Fondo de Deuda para Infraestructura, que dispondrá de US$ 350 millones provenientes de inversores institucionales (mayoritariamente AFAP) para financiar parcialmente la necesidad de recursos de empresas que invertirán en el sector en los próximos cinco años.

El fideicomiso será gestionado por una subsidiaria de CAF-Banco de Desarrollo de América Latina, la empresa uruguaya Caf-am Administradora de Activos Uruguay SA. Entre los proyectos a financiar, el fondo otorgará créditos a proyectos de infraestructura ejecutados por parte de empresas concesionarias o contratistas de PPP. Además, la CAF cofinanciará con 10% adicional a cada iniciativa.

Caída de la productividad en la construcción

El Ceeic adelantó ayer los resultados de un estudio de productividad realizado en la industria de la construcción. A partir de un relevamiento de datos reportados al BPS en 116 obras de vivienda, el trabajo da cuenta que en la actualidad construir un metro cuadrado requiere 20% más jornales de lo que ocurría a fines de la década del 1990. Según el economista Gabriel Oddone, esos datos confirman la percepción que existe entre los empresarios de la construcción respecto al descenso de la productividad. Para Oddone, tomando en cuenta la incorporación realizada de equipos y de maquinaria, no necesariamente debe asociarse la caída a un problema de inversión, sino a la calificación de la mano de obra y a la organización de los procesos de trabajo. El estudio final será publicado próximamente.


Populares de la sección