Se aleja posibilidad de rebajar los combustibles en primer semestre

Recuperación del precio del crudo y situación financiera de ANCAP llevan a mantener tarifas
La oportunidad que tenía el gobierno de bajar el precio de los combustibles que comercializa ANCAP aprovechando el derrumbe del petróleo en los mercados internacionales parece quedar atrás con el paso de los días. Es que en las últimas semanas el crudo Brent ha comenzado a procesar una recuperación en sus valores de comercialización, a lo que se suma el fortalecimiento del dólar en la plaza local.

En esa línea, fuentes del Poder Ejecutivo indicaron a El Observador que aunque las condiciones siguen siendo favorables, no debería esperarse una rebaja en el precio de las naftas y el gasoil durante el primer semestre del año, dada la difícil situación financiera por la que atraviesa ANCAP, que debió ser capitalizada a fin del año pasado con US$ 622 millones.

Aunque no dio detalles, esa idea ya fue manejada por el presidente Tabaré Vázquez la semana pasada cuando fue consultado sobre el tema en Rivera. Ante la pregunta de un periodista respecto a si era posible un descenso de las tarifas en el corto plazo la respuesta fue: "¿Usted cree en los reyes magos?".

Precisamente, fuentes del ente petrolero comentaron a El Observador que si los precios de los combustibles no bajaron cuando el crudo estaba por debajo de los US$ 30 por barril, parece "poco probable" que el Poder Ejecutivo avale una rebaja de las tarifas con un petróleo a US$ 40. Si bien una baja de los combustibles ayudaría a moderar las presiones inflacionarias, el gobierno enfrenta, por el otro lado, un déficit fiscal incomodo del 3,8% del PIB.

De hecho la situación de ANCAP es el caso entre las empresas públicas que más inquieta en el Poder Ejecutivo. Se entiende que más allá de la capitalización de la empresa para equilibrar sus estados contables, de ahora en más se debe apostar a una corrección en la gestión para evitar que los malos resultados vuelvan en cuestión de tiempo. Así es que Vázquez resolvió cambiar el directorio y designar un gerente general y otro financiero.

Por debajo de la paramétrica


El petróleo Brent de referencia para ANCAP estaba el viernes 13,6% por debajo de la paramétrica de costos de importación en pesos que maneja el ente en la actualidad para la fijación de los precios al público, según cálculos de la Unidad de Análisis Económico de El Observador.

El costo del barril era de $ 1.285 frente a una referencia de $ 1.489 vigente desde octubre pasado. El margen con el que cuenta ANCAP sigue siendo amplio, pese al repunte mostrado por el Brent que comenzó el mes cotizando a

US$ 37 por barril y ahora pelea por estabilizarse en la franja de los US$ 40. Las condiciones eran todavía más favorables para una rebaja en enero y febrero. Por ejemplo, sobre mediados de enero el barril de crudo Brent llegó a estar hasta 42% por debajo del valor de referencia y 34% más barato en el promedio mensual. En febrero el abaratamiento promedio respecto a la referencia contemplada por el ente fue de 28,7%.

Más barato importar


Por otra parte, un informe de la consultora SEG Ingeniería que analizó los Precios de Paridad de Importación (PPI) que informa mensualmente la Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua (Ursea) concluyó que en enero hubiera sido más barato importar naftas y gasoil.

El gasoil costaba en enero $ 38,70 por litro, mientras que si se hubiera importado, y agregado los mismos costos, tasas e impuestos que aplican a ANCAP, su precio sería de $ 22,64 por litro. Eso marca un sobrecosto de $ 16,06 por litro de gasoil, es decir que la tarifa de ANCAP estaría 71% por encima de la paridad de importación.

Asimismo, para el caso de la nafta Súper 95, el sobrecosto respecto a un combustible importado ascendería a $ 9,45 por litro (+29%), ya que su precio de venta al público en un surtidor local es hoy de $ 42,50, mientras que al importarlo quedaría en $ 33,05 por litro.

Brent a US$ 39 por barril para 2016


El banco de inversión estadounidense Goldman Sachs Group bajó sus previsiones de precio del petróleo para este año y el próximo, argumentando que los valores seguirán bajos para garantizar que el suministro se reducirá con el tiempo.

"Advertimos de que una recuperación prematura de los precios del petróleo puede frenar la corrección de la oferta petrolera y llegar a ser contraproducente", dijo en una nota de investigación un equipo del influyente banco de inversión.

El banco dijo que espera que el precio del petróleo Brent promedie los US$ 39 por barril en 2016 y US$ 60 en 2017, lo que representa una baja frente a sus pronósticos previos de US$ 45 y US$ 62 respectivamente. Goldman recortó además su guía para los precios del contrato West Texas Intermediate (WTI), de referencia en Estados Unidos, en US$ 7 hasta US$ 38 por barril para 2016, y en US$ 2 hasta
US$ 58 para 2017.

Por otro lado, la Agencia Internacional de Energía (AIE) consideró en su último reporte que los precios del petróleo podrían haber tocado un piso debido a que el bombeo desde Estados Unidos y otros productores fuera de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), está empezando a caer rápidamente, y a que el aumento de la oferta de Irán ha sido menos dramático que lo previsto.

La AIE, que coordina las políticas energéticas de los países industrializados, dijo que ahora cree que la producción fuera de la OPEP se reduciría en 750 mil barriles por día (bpd) en el 2016 en comparación con su estimación anterior de 600 mil bpd. Agregó que la producción de Estados Unidos se reduciría en 530 mil bpd en este año.

"Hay indicios claros de que las fuerzas del mercado (...) están haciendo funcionar su magia y los productores de mayor costo están reduciendo el bombeo", sostuvo la agencia con sede en París.

Populares de la sección