Seis personas procesadas con prisión por lavado de un cartel mexicano en Uruguay

Este domingo la jueza dictaminó el procesamiento de la esposa de un mexicano vinculado a la organización criminal Los Cuinis

La compra de un chalet en Punta del Este por US$ 2 millones, varios autos de alta gama valuados en más de US$ 100 mil y tres solares adquiridos en Punta Ballena por US$ 550 mil, dio origen —hace más de un año— a una investigación por lavado de activos que entre el jueves y el viernes derivó en la detención de 11 personas y el procesamiento con prisión de seis, en el marco de un operativo que la Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Droga bautizó "Operación Jalisco".

Uno de los detenidos es un ciudadano mexicano, hermano del líder del cartel Los Cuinis, Abigael González Valencia, capturado en su país a fines de febrero. Los Cuinis es una organización criminal dedicada al tráfico de cocaína y anfetaminas, están vinculados al cartel Jalisco Nueva Generación.

El hombre detenido en Montevideo estaba al frente de varias inversiones inmobiliarias en Punta del Este que eran canalizadas a través de tres sociedades anónimas off shore panameñas, según los datos del denominado Panamá Pepers, que en Uruguay reveló el pasado jueves 14 el semanario Búsqueda.

Este domingo la jueza dictaminó el procesamiento con prisión de la esposa del mexicano vinculado a Los Cuinis como "autora responsable de la comisión de delito de asistencia al lavado de activos", confirmó a El Observador la jueza especializada en crimen organizado, Adriana de los Santos.

La investigación derivó ayer en el procesamiento con prisión de otro ciudadano mexicano, el padre de la esposa del principal indagado, y tres uruguayos: un hombre que actuó como intermediario en diferentes negocios y un matrimonio que trabajaba en el jardín de la casa del acusado vinculado al cartel.

Los Panamá Papers y la investigación

La divulgación de los datos de los Panamá Papers obligó a los investigadores policiales a apurar el trámite de la indagatoria y por eso es que entre el jueves y el viernes, por orden de la jueza De los Santos, fueron detenidas 11 personas, informó el sábado El País.

El ciudadano mexicano hermano del líder de Los Cuinis fue detenido el viernes en Carrasco mientras se encontraba con su suegro, también mexicano, y un exfubolista uruguayo con quien tiene vinculaciones. El exdeportista había sido contactado para gestionar el arrendamiento de una vivienda en esa zona de Montevideo debido a que actualmente trabaja como agente inmobiliario pero adujo "no saber que el dinero era de procedencia sospechosa", según concluyó el dictamen de la fiscal Camiño. Por esa razón, el exfutbolista quedó en libertad al igual que un operador inmboliario de Maldonado que también había sido detenido por sus vinculaciones con los negocios de los mexicanos.

La investigación probó que las maniobras de lavado no se hacían solamente mediante sociedades anónimas, sino que también los mexicanos "usaban a personas de su conocimiento - generalmente a través de trabajos que les realizaban- para poner a su nombre los vehículos", concluyó la fiscal. Un matrimonio que se desempeñaba como caseros fue imputado con prisión por asistencia al lavado. La indagatoria seguirá su curso respecto a las personas que fueron indagadas y de momento quedaron en libertad.


Populares de la sección

Comentarios