Sin supergás en Montevideo por conflicto entre sindicatos

Casi el 80% de los puestos de están con desabastecimiento y es posible que la situación se agrave en los próximos días

Entre el 70% y 80% de los puestos de supergás en Montevideo están sufriendo desabastecimiento y es posible que la situación se agrave en los próximos días, advirtió a El Observador el dirigente de la Asociación de Distribuidores de Supergás (ADISUP) de la Cámara de Comercio, Martín Machado.

"Las cargas de hoy van a dar para (cubrir la demanda hasta) el mediodía. Quizás algún puesto tenga alguna carga más en la tarde, pero mañana el 100% de los puestos van a estar sin supergás en Montevideo", aseguró.

Desde la semana pasada, los trabajadores afiliados bloquearon el proceso de clearing por el cual las empresas intercambian las garrafas vacías. Al impedir este proceso, la planta de Acodike quedó cada vez con menos garrafas para rellenar, por lo que disminuyó su producción.

A esta medida, ahora se suma la imposibilidad de distribuir las garrafas que sí están llenas, debido al bloqueo de la puerta.

Este viernes habrá una nueva reunión en la Dirección Nacional de Trabajo (DINATRA), donde se espera llegar a un acuerdo para desactivar las medidas de protesta y poder crear un ámbito de dialogo con todas las partes, sostuvo Riverón.

Problemas entre sindicatos

La situación es consecuencia de las medidas sindicales impulsadas por la Federación Única de Trabajadores de Supergás (FUTS), que desde el pasado jueves inició un paro en la planta de Acodike y Gasur, aseguraron fuentes empresariales a El Observador.

En el marco de los Consejos de Salario, la FUTS reclama participar de las mesas de negociación tripartitas que hasta el momento no integra dado que la prioridad es del gremio paralelo, el Sindicato Único de Trabajadores de Supergás (SUTS).

Si bien ambos son afiliados a la Federación Uruguaya de Comercio y Servicio (Fuecys), solo SUTS participa de la negociación por ser el que cuenta con mayor representación en todas las plantas del rubro, explicó a El Observador el presidente de Fuecys, Fabio Riverón.

Al iniciar los consejos de salarios en diciembre de 2015, Fuecys planteó que la delegación de los trabajadores en la negociación sea integrada por representantes de ambos sindicatos y que, al finalizar los consejos, se hiciera un llamado a elecciones para unificar el movimiento sindical del sector. Sin embargo, esta propuesta no fue aceptada por la asamblea de la FUTS por lo que el Ministerio de Trabajo resolvió negociar con el sindicato más representativo, dijo Riverón.

Ante este panorama, FUTS implementó medidas de protesta que afectan el funcionamiento de la planta de Acodike, donde tiene mayor presencia sindical.

La situación ocurre en un contexto crítico para el sector, según advirtió a El Observador el presidente de ADISUP, Daniel Marichal, la semana pasada. La gravedad de la misma es tal que este año, el sector quedó sin stock por primera vez en verano y canceló el reparto de garrafas los domingos.




Populares de la sección