Tras el atentado, homenajes y el desarme de las FARC

Tanto la conocida guerrilla como el ELN condenaron el ataque en el centro comercial de Bogotá

Un homenaje a la ciudadana francesa fallecida junto a otras dos mujeres en el atentado en Bogotá se preparaba este lunes en la víspera de la fase final del desarme de la guerrilla FARC.

El embajador de Francia en Colombia, Gautier Mignot, convocó a una concentración frente a la sede diplomática para recordar a Julie Huynh, una voluntaria de 23 años de una ONG capitalina y víctima del ataque con explosivo la tarde del sábado en el centro comercial Andino.

"Invito a los amigos franceses y colombianos de esta joven y al conjunto de la comunidad francesa que lo desee a venir para rendirle un homenaje y juntos decirle no al terrorismo", indicó el diplomático en un comunicado.

En el acto se prevé la participación de los compañeros de Huynh en la ONG Proyectar Sin Fronteras, donde trabajó desde inicios de año en proyectos de educación con niños de escasos recursos.

Dos colombianas de 31 y 41 años también fallecieron cuando el explosivo estalló en uno de los baños del centro comercial. Una persona sigue en estado grave y ocho heridos fueron dados de alta el domingo.

Un día más para el desarme

El estupor aún fresco en la población por el atentado, se mezcla con las expectativas generadas por la tercera y última etapa de desarme de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), que comienza el martes.

A partir de ese día la guerrilla, la más antigua del país y con unos 7.000 combatientes, deberá entregar un 40% de sus armas a la misión de la ONU en el país como parte del histórico acuerdo de paz que firmó con el gobierno de Juan Manuel Santos.

En las últimas dos semanas, el grupo rebelde de línea marxista entregó un 60% de su arsenal en las 26 zonas del país donde están concentrados los guerrilleros.

"No vamos a permitir que lo logrado hasta ahora sea frenado por unos extremistas", dijo Santos el domingo tratando de aplacar los temores de que se reanude la violencia y de defender el proceso de paz que lidera para terminar con más de 50 años de guerra interna.

El mandatario anunció que esta etapa de desarme concluirá la próxima semana, con lo que los guerrilleros podrán empezar a organizarse como movimiento político y reintegrarse a la sociedad.

"A Colombia y el mundo les decimos que las FARC vamos a persistir en la construcción de la paz", escribió la cúpula de esa guerrilla en un comunicado en el que condenó a quienes, con el atentado, "quieren obstaculizar" el proceso de pacificación.

Recompensa y viaje a Francia

Aún se desconoce el tipo de artefacto utilizado en el ataque y ningún grupo ha reivindicado el hecho, pero las autoridades plantean "tres hipótesis" que mantienen en reserva mientras siguen las investigaciones.

Una recompensa de unos 33.000 dólares fue ofrecida por el gobierno de Santos a cambio de información que permita atrapar a los responsables del ataque.

Tras el atentado, el presidente canceló un viaje a Portugal para "estar al frente de estas investigaciones", pero anunció que mantendrá su visita a Francia.

El mandatario celebró el Día del Padre el domingo almorzando con uno de sus hijos en el centro comercial Andino, como un modo de "decirle a la gente que no hay ninguna posibilidad que el terrorismo vaya a doblegar al pueblo colombiano".

El atentado del sábado fue el segundo de gravedad este año en Bogotá. El 19 de febrero, una explosión cerca de la Plaza de Toros dejó un policía muerto y más de una veintena de heridos, en un hecho que se atribuyó la guerrilla Ejército de Liberación Nacional (ELN, guevaristas).

Sin embargo, en este caso también el ELN condenó el atentado, vía Twitter:

Embed
Embed




Fuente: AFP

Populares de la sección