Un fiscal investigará a Macri por su participación en empresas offshore

Pedirán información a la AFIP y la Oficina Anticorrupción
La filtración de los archivos de la firma panameña Mossack Fonseca se han convertido en un dolor de cabeza para varios líderes del mundo, cuestionados por su participación en sociedades offshore. Uno de ellos es el presidente Mauricio Macri, cuyo nombre había surgido en la investigación denominada "Panama Papers". Pese a que el mandatario aseguró que no cometió ninguna ilegalidad, un fiscal argentino abrió ayer una investigación contra Macri por su participación en dos sociedades de este tipo tanto en las Bahamas, como en Panamá.

Federico Delgado, fiscal impulsor de las investigaciones, pidió al juez Sebastian Casanello que se solicite información a la AFIP (organismo de regulación fiscal de Argentina) y a la Oficina Anticorrupción para determinar si el presidente "omitió maliciosamente completar su declaración jurada" de bienes, algo obligatorio para todos los funcionarios públicos.

El fiscal decidió abrir esta investigación luego de la denuncia presentada el miércoles por el diputado kirchnerista, Norman Darío Martínez.

El legislador había pedido explicaciones al presidente en cuanto a si "conoció, colaboró, decidió o aprobó maniobras de lavado de dinero o evasión impositiva en Argentina, Brasil u otro país, y si el motivo de la creación de estas sociedades en Bahamas fue ocultar esas maniobras planeadas".

Según establece el diario argentino Clarín, en su denuncia, Martínez señala que "todas estas sociedades se constituyen como vehículo para blanquear activos, concretar una evasión impositiva u otro delito, y que se registran en paraísos fiscales, como las Bahamas, para proteger los secretos financieros de sus directores y accionistas, y mantener ocultas sus operaciones".

Más allá de que las sociedades offshore son utilizadas regularmente para ese tipo de maniobras financieras, tener una de ellas no constituye un delito en sí mismo.

Macri figura como director de la firma Fleg Trading Ltd. registrada en Bahamas, según establece la investigación de los "Panama Papers".

Pero Macri también aparece como vicepresidente de Kagemusha S.A., una sociedad offshore registrada en Panamá, y que según documentos de la AFIP a los que accedió la fiscalía del caso, "aún está en funcionamiento".

La primera de esas sociedades, Fleg Trading Ltd., fue creada en 1998 por el padre del presidente, Franco Macri, quien es dueño de un importante grupo empresarial en Argentina. Según declaró Franco Macri, la sociedad se formó para realizar un emprendimiento en Brasil que no prosperó y que jamás estuvo activa, por lo que fue cerrada en 2008.

La investigación encuentra al presidente en una etapa complicada de su gobierno, con manifestaciones contra los tarifazos y despidos en el sector público. Además, complica la imagen de transparencia que pretende trasladar el recientemente electo mandatario, tras una época en que la corrupción política fue protagonistas en el país.

Macri negó cualquier implicancia con el caso y argumentó que las sociedades pertenecían al grupo empresarial dirigido por su padre.

Por otro lado, el presidente anunció ayer, en una conferencia de prensa en la Casa Rosada, el envío de una Ley de Acceso a la Información Pública al Congreso.

Según informó el diario La Nación, de aprobarse la ley, implicaría que cualquier ciudadano podrá solicitar información a cualquier poder del Estado y obtenerla en un plazo no mayor a 15 días.

Además, Macri anunció que a partir del lunes, todos sus bienes serán manejados por un fideicomiso "ciego", que funcionará por el período en el que sea presidente. En tanto, el diario Clarín estableció que este anuncio funcionó también como una respuesta política oficial a la imputación del fiscal Delgado.

Cameron admitió su participación

El primer ministro británico, David Cameron, admitió ayer que sí tuvo participación en la offshore vinculada a su padre, tras las filtraciones de los archivos de Mossack Fonseca.

Cameron declaró en una entrevista con ITV que vendió sus activos en 2010, cuatro meses antes de asumir como primer ministro de Inglaterra. "Yo tenía 5 mil unidades en el fondo Blairmore Investment Trust, que vendí en enero de 2010, (y) que valían cerca de 30 mil libras esterlinas (US$ 42 mil)", reconoció Cameron.

"Lo vendí todo (...) porque si iba a ser primer ministro no quería que nadie me dijera que tenía otros intereses, intereses creados", afirmó.

Fuente: Basado en AFP

Populares de la sección