Un gato sobrevivió luego de quedar encerrado en una lavadora

El felino soportó el agua caliente a 60 grados y fue recuperado por un veterinario
Lisa Keefe reside en la ciudad inglesa de Nottingham junto a su gato Bobby, que tiene como una de sus travesuras favoritas meterse en el lavarropas de su dueña. El animal de nueve meses estaba escondido allí cuando su propietaria, sin darse cuenta, inició el programa de lavado a 60 grados.

Al sentir los ruidos producidos por su mascota, Keefe apagó el electrodoméstico y corrió al hospital para mascotas de la ciudad, donde Bobby recibió fluidos intravenosos para sacarlo del shock, y fue estabilizado.

El hospital es regenteado por la organización PSDA, que ofrece servicios veterinarios a propietarios de bajos recursos. Cada año, la organización premia a un animal por sobrevivir a un accidente o enfermedad, y Bobby ya se ha ganado un lugar entre los nominados de este año.


Populares de la sección