Un pitbull estuvo a punto de ser sacrificado, pero tuvo otra oportunidad

Después de un entrenamiento intenso, el perro se convirtió en el primero de su raza en pertenecer al cuerpo de policía del estado de Ohio

A Leonard, un perro pitbull del estado de Ohio, solo le quedaba la posibilidad del sacrificio. Su comportamiento agresivo lo había alejado de sus dueños, pero gracias a una nueva oportunidad logró convertirse en el primer pitbull policía del estado.

Según reportó ABC News, el perro era demasiado violento y fue llevado a la Union Country Humane Society, una sociedad encargada de proteger animales, donde no pudieron controlarlo, por lo que se recomendó que lo mejor era aplicarle la eutanasia.

Sin embargo, Jim Alloway, uno de los líderes del lugar, vio que su futuro podía ser diferente.

Este funcionario llevaba tiempo trabajando con organizaciones que entrenaban perros policías y descubrió que Leonard era muy bueno corriendo campo traviesa, mordiendo con fuerza, y respondiendo a una serie de órdenes determinadas. "El no es agresivo, lo que el quería era jugar", explicó a la cadena norteamericana.

Embed

Luego de un entrenamiento especial a cargo de un grupo denominado Storm Dog Tactical, el pitbull fue incorporado al cuerpo del estado como otro de los animales a su servicio. Como se ve en el video (arriba), Leonard ya se encuentra acompañando a los oficiales en sus operaciones.