Una tienda uruguaya para una marca online española

En España y Francia Kavehome solo vende online y está recién desarrollando el concepto de sus tiendas físicas; en Uruguay, a instancias de dos arquitectas, se decidió el camino inverso
El director de la compañía española Julià Grup, Joan Julià, recuerda bien el día en que la uruguaya Carolina Halegua entró a su stand en la feria de diseño de Milán. Juliá Grup se dedica a crear y distribuir muebles, y artículos de descanso, y Halegua tenía ganas de hacer algo relacionado con su profesión, la arquitectura. Se generó una empatía, y el impulso de Halegua, junto al de su socia Denise Rosenblatt, logró que hace pocas semanas la marca Kavehome desembarcara en Uruguay, con una historia un poco peculiar.

Se trata de una de las primeras tiendas físicas de Kavehome, marca que Juliá Grup viene desarrollando desde hace solo dos años (el grupo tiene solo otra en la colonia francesa Nueva Caledonia). Hasta el momento Kavehome viene funcionando online en Europa, y el plan es generar a futuro la parte física. Pero en Uruguay decidieron hacer al revés.

"Somos una empresa con 34 años de antigüedad. Empezamos en España como un simple distribuidor de productos. Poco a poco hemos ido transformando el modelo de negocios, y hoy en día estamos diseñando gran parte de nuestra colección, y una parte la estamos haciendo fabricar en Asia", explicó Joan Juliá en diálogo con Café y Negocios, en una reciente visita a Uruguay.
Juliá Grup tiene dos marcas: La Forma, que genera en la actualidad el 90% de la facturación y vende productos en unos 60 países, dedicada a fabricar muebles que otras empresas venden con su marca, y la nueva Kavehome, "más de venta al cliente final".

Kavehome fue lanzada solo en Internet en España y Francia, mercados en los que los que aspira a crecer, y está desarrollando el concepto de tienda física. "En Europa este camino (al revés que el tradicional) ya se ve como más normal que el otro", comentó el empresario.
Para el director de Juliá Grup, la tienda que las arquitectas uruguayas abrieron hace algunas semanas en la calle Chucarro en Pocitos ayuda porque se visualizan necesidades.

Desafío y salto

El empresario percibe que el mercado global del mueble se ha vuelto "complicado". Al cambio en la manera de comprar ("nuestros padres compraban para toda la vida"), se suma la fuerte irrupción de la venta por internet, que hace que la tienda tradicional sufra. Pero en esta compañía española han decidido tomar estas situaciones como oportunidades. Tras consolidar La Forma, hace dos años el grupo apostó por llegar al cliente final con su propia marca y nombre. Para ello está en plena expansión, al ampliar sus oficinas españolas y fundamentalmente apuntalando las áreas de marketing y tecnología.

"El desafío importante (somos bastante estratégicos, pensamos mucho las cosas) ahora es pasar de ser un proveedor B to B a tener tiendas propias, con todo lo que implica. Es el salto importante. Tenemos que tener mucho control. La Forma nos da las ventas y tranquilidad; nos da el fuelle que hace falta para desarrollar la otra marca. Estamos muy ilusionados. Podemos transmitir al cliente final el concepto que queremos, llegar tal como somos", reflexionó el empresario.

La compañía se basa en fabricación en países donde "sea económica pero con estándar de calidad europeo". Su principal mercado es Europa; le siguen Australia, Rusia y Corea. No hace mucho que está en Latinoamérica, donde La Forma ya tiene algunos clientes, pero Juliá considera que es bueno "tener una pata y empezar a hacer cosas" en la región.

Urbano al precio correcto


La nueva marca Kavehome está dirigida a un público joven al que le gusta el diseño, pero que no quiere gastar mucho dinero. "Buscamos un punto medio, con buena calidad, buena presentación y un precio correcto. Estamos dirigidos a ese núcleo de gente joven, abierta, empresarios, profesionales, de cierto nivel cultural, a los que le gusta el diseño con concepto urbano pero no de un nivel de que para comprar una pieza que sea bonita tenga que gastar mucho", comentó el empresario.
A Rosenblatt y Halagua les atrajo que Kavehome fuera una propuesta diferente a las que existen en el mercado. Pensaron que no iba a ser abrir otra tienda de muebles más.

Las primeras semanas de la tienda les está mostrando que el uruguayo -–de perfil habitualmente "moderado"–está buscando lo diferente y que "ya no le da lo mismo lo que pone en su casa". Para Halagua, además, la condición de arquitectas de ambas –que combinan con un perfil comercial– les permite ofrecer asesoramiento y respaldo.

Al revés de lo que pasa en Europa, el futuro traerá el e-commerce para Kavehome en Uruguay.

Populares de la sección