Uruguay perdió a emprendedor y líder de las nuevas tecnologías

El empresario Álvaro Lamé, socio y fundador de Netgate murió ayer
El director y fundador de la empresa Netgate, Álvaro Lamé, murió ayer a los 58 años de edad como consecuencia de un paro cardíaco. El reconocido empresario vinculado a las tecnologías de la información se encontraba de vacaciones junto a su familia en el balneario de Piriápolis.

Lamé, quien era también presidente de la Cámara Uruguaya de Tecnologías de la Información (Cuti), había iniciado una exitosa trayectoria profesional con la fundación en 1995 de la empresa Netgate, la cual vendió en diciembre de 1999 a la estadounidense PCINet.

“Algún día voy a recomprar Netgate”, fue la declaración que hizo Lamé a unos amigos y ex empleados de su empresa en un asado al poco tiempo de haberla vendido.

El deseo expresado se volvió una predicción. En 2002, PCINet dio quiebra y todavía debía a Lamé el 15% del monto de la compra. Una negociación le permitió recuperar lo que en su origen había sido la primera firma privada en brindar servicios de acceso a internet en Uruguay.

Más adelante en el tiempo, creó en 2010 nuevas unidades de negocios, como la academia de teletrabajo Epistele y años después Expand, una solución de comunicaciones unificadas.

En una entrevista con la revista Seis Grados publicada en 2013, contó que su padre fue quien lo “presionó” para que entrara al mundo de la informática. “Mi padre era un adelantado, estaba muy informado de todo lo que fuera tecnológico. Además, como yo no parecía querer estudiar nada, fue como un ‘manotón de ahogado”, recordó en esa oportunidad.

“Mi obsesión ha sido tratar de que las personas identifiquen en la tecnología, y en las TICs concretamente, un instrumento de poder personal, de ganancia personal, que les permita romper fronteras, derribar barreras y desarrollarse en cosas que quizá sin la tecnología no hubieran podido hacer nunca”, señaló en esa oportunidad.

Autoridades de gobierno, políticos y empresarios de distintas áreas se expresaron sobre el fallecimiento en la red social Twitter. “Con Alvaro Lamé hicimos cosas juntos, siempre tenía buena ideas y las aportaba al bien común. La promoción de actividades innovadoras fue su idea”, escribió el subsecretario de Economía y Finanzas, Pablo Ferreri.

Por su parte, Nicolás Jodal, CEO de Genexus Internacional, escribió: “Murió un gran amigo y es una gran pérdida para la industria de software de Uruguay”.

“Sin lugar a dudas Álvaro dejó una impronta muy particular marcada por su creatividad y por su desempeño que extrañaremos mucho”, señaló un comunicado de la empresa Netgate.

“De parte mía y de todo el Plan Ceibal le queremos mandar un abrazo a la familia. Mucho hiciste por el Uruguay moderno”, fue el mensaje que eligió Miguel Brechner, presidente del Plan Ceibal y director del Laboratorio Tecnológico del Uruguay (LATU).

Lamé tenía dos hijos (Diego y Federico) y estaba en pareja con la senadora del Partido Nacional, Carol Aviaga.

También era integrante del Consejo Directivo de la Cámara de Industrias del Uruguay (CIU), desde diciembre de 2014 y se desempeñaba como vicepresidente de la recientemente creada Cámara de la economía Digital del Uruguay (CEDU). En octubre del año pasado había participado junto a otros empresarios uruguayos de la gira de negocios por China que encabezó el presidente Tabaré Vázquez.


Lea también: Álvaro Lamé: En el campo informático



Populares de la sección