Vázquez encendió una alerta sobre la pérdida del grado inversor

El presidente evaluó la marcha de su gobierno en el primer año de su administración
El presidente de la República Tabaré Vázquez advirtió anoche en cadena de radio y televisión que el gobierno va a "trabajar fuertemente para no perder el grado inversor", pues eso supondría perder la confianza en el país y afectaría la inversión extranjera. El alerta de Vázquez fue realizado en su balance público sobre el primer año de gobierno, horas después de conocerse el dato de déficit fiscal, ubicado en 3,8% del PBI, el más negativo de los últimos trece años. Ese indicador ha sido marcado por las calificadoras de riesgo como un punto débil de la economía uruguaya, aunque mantiene a Uruguay con buena nota.

Además, tanto en su discurso como en el mensaje enviado al Parlamento, Vázquez destacó avances en seguridad y educación, las dos áreas en que centró sus promesas electorales y sobre las que, al mismo tiempo, la oposición llenó de críticas al gobierno.

El presidente destacó que el grado inversor es "el activo financieron intangible mayor" que tiene el país y dijo que su pérdida provocaría "un impacto muy negativo". Esa eventualidad, alertó, aumentaría el costo de endeudamiento para los proyectos de inversión y afectaría negativamente los puestos de trabajo. Agregó que el gobierno luchará "sin tregua" contra la inflación.

El presidente reconoció que el primer año de su gobierno ha sido "difícil" y recordó que ha enfrentado "múltiples conflictos en educación, salud y judiciales", que fueron resueltos, sostuvo, con diálogo.
El presidente también dedicó un pasaje del mensaje a la oposición. Vázquez manifestó en el mensaje escrito su "disposición a llegar a acuerdos y compromisos" con los actores políticos de la oposición pero pidió discutir "con respeto" y "fortalecer los lazos básicos de confianza".

Además realizó una crítica implícita a la gestión en política exterior de su antecesor, José Mujica. "Dentro de la política de regionalismo abierto, hemos trabajado en redefinir las bases de la política exterior con un foco en lo económico comercial, profesionalizando el servicio exterior y potenciando nuestra inserción internacional", afirmó Vázquez.

Seguridad y educación

En seguridad el presidente reafirmó su compromiso de "reducir drásticamente los delitos" y también advirtió que habrá "adecuación normativa basada en el pleno ejercicio de los derechos humanos". "La seguridad nos importa y mucho", dijo en la cadena.

El apartado del mensaje escrito referido al Ministerio del Interior, asegura que el gobierno endurecerá las medidas contra reincidentes en delitos de rapiñas especialmente agravadas, violación, copamientos, secuestros y homicidios intencionales.

"En estos casos, no resulta oportuno el amparo por parte del imputado, a los regímenes establecidos para el goce de las libertades anticipadas. La sociedad ya le otorgo una oportunidad de rehabilitación al imputado, y por tanto, en caso de reincidencia es el Estado el que debe tomar medidas de protección en defensa de la misma", afirmó.

En la campaña electoral Vázquez había prometido bajar las rapiñas 30% al finalizar el período. En 2015 hubo 289 homicidios, 7,8% más que los 268 registrados en 2014. Además hubo un aumento de las rapiñas de 4,5% (robo con uso de violencia), uno de los tipos de delitos contra la propiedad junto a los hurtos, según cifradas presentadas por Bonomi el mes pasado en el Parlamento.
"El país ingresó -desde la pasada administración- en una fase de meseta donde el crecimiento de las rapiñas y los hurtos - delitos que más preocupa a la población - ha enlentecido su ritmo de crecimiento", señala el informe oficial.

El gobierno también remarca que en general hubo una reducción de los delitos contra la propiedad en 2015 en base a un descenso de hurtos. La oposición afirma que ese registro se debe a que la población ya no denuncia.

Para la enseñanza Vázquez prometió en campaña que el 100% de los jóvenes de hasta 17 años estaría en el sistema educativo en 2020, meta descartada por la ministra de Educación, María Julia Muñoz. Además se comprometió a montar un sistema integrado para la educación básica de 3 a 14 años, algo que para el gobierno sigue en pie.

Pese a los conflictos con docentes y a la interna del oficialismo, en el mensaje emitido ayer el gobierno expresó optimismo sobre el cumplimiento de las metas educativas. "Se incursionó en planes y condiciones que incluyen la generación de las condiciones en materia educativa necesarias para dar cumplimiento a las metas trazadas por el gobierno", dice el documento.

Populares de la sección