Vázquez impulsa uso de hidrovía para enfrentar escenario adverso

Decidió incluir ese tema en la Agenda Social a pedido del Congreso de Intendentes

El presidente Tabaré Vázquez resolvió incorporar el análisis del uso de las hidrovías a la agenda de gobierno con el objetivo de seguir de cerca un asunto que, considera, puede mejorar la salida de las exportaciones en un escenario internacional que se muestra adverso.

Lo hará a través del Diálogo Social –una iniciativa que supone la instalación de mesas de debate para armar políticas de Estado– luego de un pedido del presidente del Congreso de Intendentes, Sergio Botana.

El asunto de las hidrovías vinculadas con el desarrollo económico fue abordado durante el III Seminario Taller realizado a principios de febrero Montevideo, con el auspicio de la Corporación Andina de Fomento, y el que participaron siete países de la región y España, con más de 500 empresarios, técnicos y gobernadores.

Durante el encuentro hubo más de un mensaje político y decisiones concretas para mejorar la comunicación entre los cursos del agua. Es así que el subsecretario de Vías Navegables del gobierno argentino, Jorge Metz, pidió perdón “por 10 años de desencuentros” entre ambas orillas. La mención aludió claramente a los años en el que el kirchenerismo tuvo una actitud de recelo con el gobierno uruguayo

“Entre hermanos no hay que pedir perdón”, respondió el canciller uruguayo Rodolfo Nin Novoa, aseguraron a El Observador participantes del encuentro.

En tanto, la delegación brasilera anunció el dragado del canal de Sao Andrés que permite la unión de la laguna Merín con la laguna de los Patos para facilitar el tráfico fluvial en Río Grande con los puertos de La Charqueada y Tacuarí del este uruguayo.

El 23 de febrero, el intendente Botana le entregó a Vázquez un documento de 14 páginas en el que se destaca que “las cuencas hidrográficas y sus hidrovías constituyen un factor importante para promover la integración y el desarrollo económico y social de sus áreas de influencia, brindando oportunidades a través de la complementariedad, cooperación y alianzas entre las poblaciones asentadas en dichas áreas”.

“La integración fluvial del Mercosur puede favorecer decididamente en el esfuerzo que realizan los gobiernos nacionales y subnacionales de alcanzar altos niveles de competitividad y de generar nuevos empleos, ampliar la frontera agrícola, dinamizar la agroindustria, desarrollar proyectos de impacto como el turismo, la conectividad y la cultura, promover un sistema logístico de las hidrovías. Ello potenciaría las condiciones de vida de los pueblos que históricamente registran los niveles más bajos de desarrollo económico y social”, dice el escrito elaborado por los participantes del seminario sobre vías navegables

Se destaca que las autoridades gubernamentales y representantes del sector público y privado presentes en el seminario coincidieron en que es oportuno realizar nuevos esfuerzos para dinamizar las hidrovías. “Particularmente porque el uso de un sistema fluvial regional eficiente y el multimodalismo, nos hará más competitivos para enfrentar un escenario internacional cada vez más adverso para nuestras exportaciones”, señalaron los integrantes del evento.

Esta preocupación también fue evaluada en los últimos encuentros entre el presidente Vázquez y el intendente Botana.

La importancia de ese sistema de comunicación para enfrentar un futuro que se muestra adverso, fe destacada además en un carta enviada a los participantes del evento por parte del expresidente del Banco Interamericano de Desarrollo, Enrique Iglesias.

“Si la hidrovía era ya un factor importante de la infraestructura del Mercosur en aquellos tiempos, lo es mucho más en los momentos actuales. Estamos entrando en una etapa de bajo crecimiento económico, de caída de los precios de las materias primas, de creciente competencia internacional, de peligrosas tendencias a la fragmentación del comercio mundial con la creación de nuevas áreas preferenciales de menor apetito inversor interno y externo”, dice la carta de Iglesias.

“Esto nos enfrenta a la imperiosa necesidad de encontrar nuevas vías de movilización de recursos para alimentar el crecimiento y aumentar la capacidad exportadora de la región. La dinamización del Mercosur hacia nuevas dimensiones operativas se convierte en un instrumento imprescindible de las políticas económicas en la actualidad”, agrega la misiva.


Comentarios