Vázquez recibe al PIT-CNT con escaso margen para reclamos

Trabajadores piden "verdadero" control de precios y nuevos lineamientos
Con la inflación y el desempleo al alza, el presidente Tabaré Vázquez recibirá hoy a dirigentes de la cúpula del PIT-CNT, quienes llevarán un conjunto de reclamos relacionados al trabajo, los salarios y la inversión pública. Aunque el Poder Ejecutivo ya advirtió sobre el escaso margen que dispone para negociar ante la situación macroeconómica, la central obrera insistirá con cambios en la pauta salarial para asegurar incrementos salariales frente a una inflación de dos dígitos, algo que el mandatario rechazó el 1º de marzo en cadena nacional.

Los trabajadores también exigen un mecanismo de control de precios en productos considerados básicos.

"Hay tres pilares para reunión: trabajo, salarios y desarrollo productivo de país. En el tema salarial lo que preocupa son las pautas, el trabajo por el alto índice de desocupación y por los problemas que están sufriendo algunas ramas de actividad, y también está el tema del desarrollo de la industria", dijo a El Observador el dirigente del PIT-CNT, Gabriel Molina.

"Para la inflación no solamente hay que controlar los salarios sino que hay que controlar otras cosas. Los salarios es lo más fácil que tiene el gobierno para controlar y nosotros tenemos otras ideas arriba de la mesa que son conocidas, por lo tanto la reunión va a ser por ahí", agregó.

Según Molina, entre las ideas que manejan los dirigentes sindicales están incrementar el margen de los aumentos establecidos en la pauta salarial y establecer "un verdadero control de precios".
Los lineamientos emitidos por el Ejecutivo a mediados de 2015 sugieren ajustes salariales nominales en función de la realidad de cada sector. Para aquellos que crecen por encima de 4% anual se planteó elevar 10% los salarios el primer año, 9% el segundo y 8% el tercero. Para las ramas menos dinámicas que crecen por debajo del 4% los ajustes serán de 8,5%, 7,5% y 7%, respectivamente. Para los sectores en crisis se propusieron ajustes de 8% el primer año, 6,5% el segundo y 6% el tercero.

De inmediato la central obrera reclamó que eso llevaría a la pérdida de salario real, una queja que ganó intensidad en los últimos días tras el alza de la inflación a 10,23%.

En la cadena nacional del 1º de marzo, Vázquez advirtió que los lineamientos quedarán firmes pese a los reclamos. "A los efectos de evitar una mayor impacto negativo sobre el empleo, se requiere mantener los lineamientos salariales diseñados en 2015, especialmente en lo relativo a evitar los mecanismos automáticos de retroalimentación entre precios y salarios (indexación) como un elemento más para disminuir las presiones inflacionarias ya que, como hemos dicho, la inflación castiga más a los sectores de ingresos fijos", dijo el presidente.

En los últimos 12 meses hubo 27 mil uruguayos perdieron el trabajo y otros 18 mil intentaron sin éxito conseguirlo. Así las cosas, la tasa de desocupación alcanzó a 7,7% de la población económicamente activa en enero, tres décimas por encima del registro de diciembre y 1,1% más alta que en el primer mes de 2015, según datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística.

Sobre el aumento de precios, para el PIT-CNT es una prioridad frenar los incrementos de determinados productos. Molina señaló que se debe evitar "afectar el bolsillo" de los trabajadores. En ese sentido, el Ministerio de Economía mostró señales de preocupación ante el último dato de inflación y anunció que vigilará precios de vegetales y productos de higiene y limpieza. l

Populares de la sección