Venta de autos usados enlentecida por demora en rebajar precios

En la franja de unidades más nuevas los propietarios pretenden precios que "no son reales"
La comercialización de automóviles usados no escapa al enlentecimiento que muestra la venta en la franja de vehículos cero kilómetro. La pérdida de dinamismo se atribuye a que los precios se mantienen todavía altos en relación a las unidades nuevas y al deterioro en los niveles de confianza del consumidor en la marcha de la economía.

En diálogo con El Observador, el presidente de la Asociación de Consignatarios de Marcas de Automóviles (Ascoma), Jorge West, expresó que la caída más fuerte se ha dado en el segmento de unidades "semi-nuevas", que son mayoritariamente modelos fabricados de 2011 en adelante. El empresario explicó que eso se debe a que los dueños pretenden precios "que no son los reales", en función de lo que valen las unidades nuevas que en 2015 volvieron a tener bajas importantes. Sí existe algo más de dinamismo en los usados con más antigüedad, porque el mercado acepta los precios ya establecidos, en función de la depreciación lógica que tiene el vehículo por el paso del tiempo.

Consultado sobre la perspectiva del mercado de usados, West consideró que se deberá esperar un par de meses para ver qué pasa con la venta de los autos nuevos. "Habrá que ver si los cero kilómetro van a seguir acompañando lo que fue la tendencia del año pasado, donde hubo una baja de precios significativa en todas las marcas. El usado va a acompañar en función de lo que pase con los autos nuevos. Si el auto nuevo sigue cayendo, el usado va a tener que seguir cayendo", señaló.

En una línea similar, el director de Autodata, Jorge Martínez De Boni, dijo a El Observador que el mercado de vehículos usados está "horrible" porque las unidades todavía "están caras" y "fuera de mercado". Según dijo, las ventas están "prácticamente paradas" porque los precios recién están empezando a bajar. "Las expectativas son de que sigan bajando y hasta que no lleguen al piso real las ventas van a estar muy mal", apuntó. En casi dos años se estima que los usados bajaron entre 20% y 25%, mientras que los vehículos nuevos lo hicieron entre 12% y 15% en valores reales.

La baja observada en las unidades usadas también influye en la venta de los cero kilómetro por el lado de que hay propietarios que no aceptan entregar su vehículo a esos valores. Eso termina postergando nuevos negocios porque se espera vender el usado a mejor precio para luego concretar el recambio por un vehículo nuevo. "Si un auto valía US$ 10 mil y ahora vale US$ 7 mil, para cambiarlo por un cero kilómetro, con un auto de seis, siete años hay que poner otro auto arriba. Eso dificulta", afirmó De Boni.

Venta de 0 km cayó en enero

La venta de vehículos nuevos comenzó el año con un descenso de 20% en la comparación interanual y sumó 3.320 unidades, según los datos divulgados por la Asociación del Comercio Automotor del Uruguay (ACAU). El mes pasado volvió a mostrar una caída importante en las ventas de unidades destinadas al trabajo y la producción, como utilitarios (16%) y camiones (50%). En el caso de los automóviles para pasajeros las ventas fueron 21% inferiores, y 8,7% más bajas en el segmento de utilitarios deportivos.

La comercialización de vehículos nuevos cerró el año 2015 con un descenso de 12% con 50.824 unidades comercializadas, el nivel más bajo en los últimos cinco años. El mercado automotor enfrenta el año con preocupación y la expectativa de saber qué pasará en el primer semestre, un período que servirá como termómetro para el resto del año.

Cifras que preocupan

Las cifras preocupan a los operadores, principalmente por la tendencia que mostró el mercado la mayor parte del año pasado con nueve meses consecutivos de caída. Hay que esperar a ver qué pasa con el tipo de cambio, no solo en Uruguay, sino en los países de origen. Hay orígenes que se estimulan por el tipo de cambio y hay otros que se perjudican", había dicho a El Observador, el gerente de ACAU, Ignacio Paz.

De esos aspectos también dependerán en gran parte las estrategias comerciales que diseñen las empresas para que sus productos sigan siendo atractivos. El año pasado las promociones se dieron principalmente en las unidades para pasajeros con motores más chicos, que fue la franja con mayores ventas y la que amortiguó una caída más pronunciada.

El fortalecimiento del dólar y el deterioro en los niveles de confianza del consumidor en la economía fueron aspectos claves para explicar el menor número de ventas. La suba del billete verde toma mucha importancia al momento de tomar la decisión de endeudarse en esa moneda, que en lo que va del año se apreció 6,6%.

Populares de la sección

Acerca del autor