Brasil bajó su tasa y se acerca el fin de la flexibilización monetaria

Tasa está al mínimo; Temer impulsa un ajuste que despierta resistencia
El Banco Central de Brasil (BCB) recortó su tasa básica (Selic) en 0,25 punto porcentual, a un nuevo mínimo histórico de 6,75%, en su undécima baja consecutiva, informó este miércoles la institución.
La reducción coincide con las expectativas de la mayoría de los analistas, que consideran asimismo que este recorte será el último del ciclo debido, principalmente, a la incertidumbre relacionada con las elecciones presidenciales de octubre.

El propio Comité de Política Monetaria (Copom) del BCB señaló en su comunicado que "en este momento, ve como más adecuada la interrupción del proceso de flexibilización monetaria", pero que "esa visión puede alterarse y llevar a una flexibilización monetaria moderada adicional si se producen cambios (...) en el balance de riesgos".

Esos riesgos están en buena medida relacionados con "una frustración de las expectativas de las reformas y los ajustes necesarios en la economía brasileña", apunta el Copom.

El gobierno del presidente Michel Temer impulsa un programa de ajustes para sanear las cuentas públicas, pero topa con fuertes resistencias, incluso en su propia base aliada, para aprobar la impopular reforma de las jubilaciones, a pocos meses de las elecciones presidenciales, legislativas y de gobernadores de octubre.

Los analistas prevén además un año de fuerte "volatilidad", con un escenario electoral sumamente agitado: hasta el momento no hay ningún candidato de centroderecha que despunte con fuerza y el favorito en las encuestas es el expresidente de izquierda Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010), que corre el riesgo de ver su candidatura impugnada tras ser condenado a más de 12 años de cárcel por corrupción y lavado de dinero.

El marco de incertidumbre política puede parecer paradójico en momentos en que Brasil retoma el crecimiento económico después de dos años de recesión y con la inflación bajo control.

El aumento de precios fue de 2,95% el año pasado, el más bajo desde 1998, y en 2018 debe mantenerse en 3,94%, por debajo del centro de la meta de 4,50% impuesta por el BCB, de acuerdo con la encuesta semanal Focus de expectativas de operadores de mercado. En octubre de 2016, al iniciarse el actual ciclo de recortes, la tasa de referencia Selic se hallaba en 14,25%. Y la inflación llegó a 10,67% en 2015 y a 6,39% en 2016. (AFP)

Comentarios

Populares de la sección