Gobierno fijó techo de 8,5% nominal para los aumentos salariales

El gobierno prioriza el empleo sobre seguir expandiendo ingreso real de trabajadores

El Consejo de Ministros aprobó este lunes los lineamientos que regirán para la séptima ronda de la ley de Negociación Colectiva, con un claro énfasis en preservar los niveles de empleo sobre un incremento real de los salarios, una preocupación que era seguida con celo por el Ministerio de Economía y Finanzas.

Este martes está previsto que sesione por segunda vez el Consejo Superior Tripartito donde el Ejecutivo hará público las pautas para la mayor ronda de negociación salarial del actual período de gobierno.

Una fuente del gobierno informó a El Observador que los lineamientos que aprobó el Ejecutivo mantienen las características generales de la ronda anterior con algunos pequeños ajustes. Se mantuvo la lógica de ajustes nominales decrecientes, correctivos por inflación cada 18 meses, y un porcentaje de aumento extra para los trabajadores de menores ingresos.

Nuevos lineamientos

Los lineamientos del Ejecutivo establecen como punto de partida un suba nominal del salario de 8,5% para los sectores dinámicos, 7,5% para los intermedios y 6,5% para aquellas ramas de actividad en problemas. Para el segundo año esos porcentajes se reducen en medio punto a 8%, 7% y 6% anual nominal, respectivamente. La inflación cerró en los 12 meses a febrero en 7,1%.

El plazo de los convenios estipulado será de 24 meses con opción de ir a 30 meses. Esto porque el gobierno tuvo en cuenta los pedidos de las gremiales empresariales y los trabajadores de no acceder a acuerdos por hasta 36 meses como sí llegaron a firmarse en la ronda anterior. "Si algún sector quiere acordar a un plazo mayor, no hay problema", explicó el informante.

Los correctivos por inflación pasada se podrán implementar a los 18 meses en caso que corresponda. En tanto, si la evolución de los precios supera el 8,5% en los primeros 12 meses de vigencia del acuerdo salarial -previo acuerdo de las partes- se puede convocar al Consejo de Salarios para adelantar el correctivo al año y no esperar hasta los 18 meses.

Para este año, los analistas privados que responde las Encuesta de Expectativas Económicas de El Observador no esperan un gran salto de los precios. La mediana de los expertos estima que en 2018 la inflación se ubicará en 7,2% y bajará levemente a 7% el año próximo.

Por otro lado, el Poder Ejecutivo mantiene respecto a la ronda anterior una cláusula gatillo de 12%, que dispararía automáticamente ajustes de salarios en caso que la inflación supere ese guarismo, cosa que a priori parece muy poco probable.

En la ronda pasada cuando el Poder Ejecutivo dio a conocer las pautas en junio de 2015, la inflación de 8,53% estaba medio punto arriba del ajuste máximo propuesto para los sectores en problemas y siguió acelerándose hasta llegar a los dos dígitos durante varios meses. Sin embargo, con el paso de los meses la suba de precios se desaceleró y los ajustes nominales no implicaron pérdida de poder adquisitivo durante la vigencia de los convenios.

Los sectores que se autoclasificaron como "dinámicos" dieron aumentos nominales anuales de 10% en el primer año del convenio, 9% en el segundo y 8% en el tercero. Para los "intermedios" donde se clasificó la mayoría de los grupos los ajustes fueron de 8,5%, 7,5% y 7%. En los sectores "en dificultades", los incrementos contemplados fueron de 8%, 6,5% y 6%.

Embed

Ajuste para sumergidos será más acotado

Otra de las novedades que tiene las pautas del gobierno es que acota el porcentaje de incremento para los salarios sumergidos. En este caso, solo abarca a aquellos trabajadores que ganan un 25% por debajo del salario mínimo nacional -hoy está en $ 13.430 para 25 jornales-, explicó la fuente.

En este caso los aumentos sobre las pautas generales son de 1%, 2% y 2,5% según la franja de ingreso.

El Poder Ejecutivo está preocupado por la pérdida de empleo que muestra la economía. Por ello apuesta a ser cuidadoso con los ajustes diferenciales para los salarios más sumergidos, ya que el personal menos calificado ha sido uno de los grandes perjudicados por el menor dinamismo que muestra el empleo en los últimos tres años.

En la ronda pasada el gobierno había establecido ajustes adicionales de 3,5% y 2,5% para "salarios sumergidos" inferiores a $ 15 mil.

Lea también: Gobierno destaca resultados de ajustes nominales y alerta por el empleo




Comentarios

Populares de la sección