Tecnología > Malas intenciones

¿Es seguro conectar el celular a un puerto USB público?

Uno de los métodos de hackeo más eficientes es la transmisión de datos malintencionados a los dispositivos a través de la conexión de los mismos a puertos USB presentes en espacios públicos. 

Tiempo de lectura: -'

24 de mayo de 2019 a las 18:29

La era digital ha revolucionado la forma de vida de los seres humanos. Todo parece ser más fácil, más rápido y más eficiente. Pero también son más eficientes las malas intenciones. Y es que hoy se debe estar alerta a los robos y ataques invisibles que amenazan desde los rincones más oscuros de los circuitos.

Los ladrones de guante blanco se ven atraídos hacia el teclado al ver en la intervención de los dispositivos ajenos una puerta de entrada al libre albedrío de sus fines. Desde una pícara travesura adolescente, el hackeo ha evolucionado hasta transformarse en una guerra entre arietes y puertas fortificadas. 

Existen muchas vías para hackear un dispositivo e instalar softwares malintencionados (malware). Se puede acceder a él a través de una red wi-fi, a través de una conexión bluetooth o incluso a través de una entrada USB. Éste último método utilizado por los ciberdelincuentes fue bautizado con el nombre de juice-jacking, y resulta que es una amenaza latente en todos los puertos USB de carga de celulares en espacios públicos, como los que se encuentran en aeropuertos y centros comerciales.

En efecto, estos puertos fueron originalmente pensados para transmitir datos de forma bidireccional, y, aunque hoy se acostumbre usarlos como fuentes de carga para las baterías de los celulares y tablets, todos los puertos USB siguen manteniendo su función original. Es imposible saber quién estuvo conectado a una de estas entradas y con qué intenciones lo estuvo haciendo. Quien amase entre sus manos motivaciones que busquen dañar a otros, puede fácilmente descargar sus datos en un smartphone ajeno a través de estas conexiones y hacer de los datos de un desafortunado su parque de diversiones. 

Aun así no debe cundir el pánico. Existen varias formas de prevenir estos ciberataques que están al alcance de todos, sin importar el nivel de conocimiento en tecnología y programación que posean:

  • Evitar en la medida de lo posible conectar el celular, la tablet o la computadora portátil a los puertos USB públicos, tratando de llevar consigo siempre un cargador que se enchufe a una toma de corriente o un powerbank ya cargado desde el hogar.
  • Evitar usar la misma contraseña para todas las instancias de seguridad que se presenten.
  • Usar un "condón USB" antes de conectar directamente el dispositivo a uno de estos puertos. Se trata de un accesorio que impide el traspaso de datos a través de puertos USB, permitiendo solamente el traspaso de energía para realizar una carga de batería.
  • No instalar aplicaciones fuera de las tiendas oficiales.
  • Instalar programas anti-malware que ayuden a proteger los equipos.
  • Proteger el acceso a las aplicaciones de los dispositivos por medio de contraseñas.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...