Ciencia > ARQUEOLOGÍA

¿Qué se esconde dentro de la Gran Pirámide de Egipto?

Partículas cósmicas y pequeños robots trataran de averiguarlo

Tiempo de lectura: -'

18 de enero de 2018 a las 05:00

Partículas cósmicas llamadas muones y pequeños robots serán utilizados para descubrir qué oculta el misterioso vacío de la Gran Pirámide.

Construida por el faraón Khufu (cuyo reinado comenzó alrededor del 2551 aC), la Gran Pirámide de Giza tiene una altura de 138 metros y era la estructura humana más alta del mundo hasta que se completó la Catedral de Lincoln en Inglaterra en el siglo XIV.

Los científicos del proyecto Scan Pyramids informaron el descubrimiento de dos vacíos previamente desconocidos en la Gran Pirámide en un artículo publicado en noviembre de 2017 en la revista Nature. El mayor de los dos vacíos tiene al 30 metros de longitud y está ubicado sobre un pasadizo gigante conocido como la gran galería que conduce a la cámara funeraria de Keops. El vacío más pequeño se encuentra detrás de la cara norte de la pirámide y consiste en un corredor cuya longitud no está clara.

Los científicos planean realizar más pruebas de muón en la Gran Pirámide y están desarrollando robots que puedan ingresar al vacío más pequeño y mirar dentro utilizando una cámara de alta resolución. Lo primero es un proceso lento que tomará al menos un año.

pirámide robot.JPG

"Hay una gran diferencia si el vacío [más grande] es horizontal o si está inclinado", dijo Mehdi Tayoubi, presidente y cofundador del Heritage Innovation Preservation Institute, una de las instituciones involucradas en el proyecto Scan Pyramids. Si el vacío más grande es inclinado, por ejemplo, podría ser un gran pasadizo; pero si el vacío es horizontal, entonces podría consistir en una o más cámaras.

Para saberlo, los investigadores instalarán detectores de muones en lugares de la Gran Pirámide que aún no se han investigado, incluida una serie de las llamadas cámaras de alivio ubicadas sobre la cámara del rey. Además, se perforará un agujero de aproximadamente 3,8 centímetros de diámetro para introducir los robots.

Si estas máquinas encuentran algo de interés, los científicos enviarán una especie de dirigible volador que se infla de forma remota y está equipado con cámaras.

"Estamos trabajando duro para tener un robot lo más confiable y lo menos dañino posible y esperamos poder convencer al Ministerio de Antigüedades de que esta es la tecnología más adecuada para el siguiente paso", dijo a Live Science el investigador Jean-Baptiste Mouret.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...