Estilo de vida > Lugares

Brillante Beirut

Diversidad, diseño y diversión son algunos de los atributos de la capital libanesa, ajenos a muchas de las ciudades de Medio Oriente; además, es un destino mediterráneo imprescindible

Tiempo de lectura: -'

25 de junio de 2018 a las 05:00

Líbano es un país pequeño, abarcable (todo está como mucho a dos horas en auto) y lleno de lugares interesantes para conocer. Una de las características que lo diferencian de sus vecinos de Medio Oriente es que por su ubicación geográfica posee las cuatro estaciones diferenciadas y es perfectamente visitable en todas. En breve comienza el verano y de junio a setiembre el país entero, y la ciudad de Beirut en particular, se llenan de festivales, turistas, y sus rooftop bars y terrazas resplandecen de gente y buen ambiente.

Los libaneses, a su vez, son conocidos como grandes anfitriones, apasionados, creativos y a quienes les gusta disfrutar de los placeres de la vida; esto transforma a su capital en un epicentro de la moda, el arte, la inclusividad y la diversión, lo que marca una diferencia grande con muchos de sus vecinos de la zona.
Paisajísticamente es maravillosa también, ya que, al entrar a Beirut, de un lado está el Mediterráneo y del otro las montañas, y en el medio la ciudad.

Para muchos, Beirut es conocida de una manera triste, por una guerra civil que se extendió durante 15 años. Sin embargo, hoy la ciudad se destaca por su multiculturalidad y diferentes creencias religiosas conviven en paz. Caminando por sus calles impacta el contraste de ver edificios lujosos y modernos con otros que todavía conservan las marcas de la guerra.

Hamra es uno de los barrios más populares de afluencia turística, comercial y hotelera. Lollaman "el barrio musulmán" y hoy es una de las zonas más multiculturales, característica dada por la Universidad Americana de Beirut y por el gran movimiento comercial. Su arteria principal es la rue Hamra (en Líbano uno de los idiomas principales es el francés, ya que el país fue colonia francesa durante dos décadas del siglo XX, y por eso también se llamaba a Beirut, el París de Medio Oriente), que atraviesa la zona de West Beirut de este a oeste y está repleta de tiendas, cafés, restaurantes y bares y aloja muchas de las opciones hoteleras disponibles en la ciudad.
Mezquita
Mezquita Al-Amin, en Beirut
Mezquita Al-Amin, en Beirut

La Corniche es la rambla de Beirut, de unos cinco kilómetros y rodeada de palmeras, que va desde West Beirut hasta el centro. Esta costanera es utilizada por los locales para hacer deporte, pasear y salir de pesca.

El Downtown Beirut es el epicentro: desde ruinas romanas hasta tiendas prémium, aquí se concentra todo. En cuanto a compras, un clásico es el Beirut Souks, un shopping outdoor donde se encuentran todas las marcas internacionales.

En el centro del Downtown está la Place de l'Étoile (las calles que la atraviesan forman una estrella) donde se encuentra la famosa Torre del Reloj. El reloj Rolex de la torre estilo art déco se encuentra en ese lugar desde 1930. Una gran particularidad es que en la zona existen dos catedrales de San Jorge, una ortodoxa (la leyenda dice que en este preciso lugar fue que San Jorge mató al dragón) y otra maronita, además de otas mezquitas; pero la más importante y destacada es la de Al-Amin, con sus cúpulas azules. Los locales afirman que está inspirada en la Mezquita Azul de Estambul. Como suele suceder en muchos de estos templos, se puede visitar pero con algunos requerimientos: las mujeres deben colocarse un chador (es la tela que recubre el cuerpo desde la cabeza, sin que se vea el cabello, hasta casi llegar al piso) que, si no se tiene, lo proveen en la entrada en calidad de préstamo. Al igual que la Mezquita Azul, el trabajo de azulejos en el interior del templo es de una enorme belleza.

Junto a ella se encuentra el mausoleo de quien impulsó su construcción y la reconstrucción de Beirut pos guerra civil, el presidente Rafiq Hariri, asesinado durante un atentado en el año 2005. Aquí también se encuentra una zona de ruinas romanas para visitar. Muy cerca se encuentra la Plaza de los Mártires. La estatua homenajea a los nacionalistas libaneses que fueron asesinados durante la primera guerra mundial por los otomanos. Y como todo monumento posee varios símbolos: si bien se conmemora un acontecimiento sucedido en ese conflicto bélico, las figuras están baleadas, producto de la guerra civil que sucedió unos 60 años después. Permanecen de esta manera como una especie de memorial de esos tristes acontecimientos que aún procesa y enfrentó al pueblo libanés por 15 años. La Plaza de los Mártires es un lugar habitual para las protestas y manifestaciones.

El Museo Nacional de Beirut es otra de las atracciones históricas importantes. Aquí se puede observar un gran acervo proveniente de las antiguas civilizaciones que habitaron el territorio. También hay que tener en cuenta el Sursock Museum, un museo de arte moderno, contemporáneo y experimental muy interesante y que promueve a los artistas locales.

Zaytuna Bay es otro paseo marítimo para visitar, con puerto deportivo, restaurantes de categoría y unas maravillosas vistas desde sus terrazas. Aquí es también una zona de hoteles prémium y donde el ambiente es de gran categoría; muy interesante para sentarse a ver pasar la gente del lugar y sus coches de altísima gama, al mejor estilo de la Costa Azul francesa.

Un clásico a conocer en la costa es donde se encuentran las enormes formaciones rocosas que emergen del mar llamadas Pigeon Rocks para ir a ver la puesta del sol. Aquí los locales, cuando el clima es agradable, suelen darse un baño, hacer un pícnic y relajarse comiendo, tomando y muchos fumando pipa de agua (shisha o narguile).

Achrafieh es otro de los barrios destacados, conocido como el barrio cristiano. Allí se ven edificios derruidos por la guerra civil, pero también ha tenido un crecimiento muy grande por sus altas torres construidas sobre las que fueron mansiones en otra época. Interesante es el Bourj Hammoud, también conocido como el barrio armenio, ya que fue fundado por sobrevivientes emigrados por el genocidio armenio en 1915. Posee una gran zona comercial de buenas ofertas y es "el" lugar donde probar auténtica comida armenia.
Achrafieh
Achrafieh es uno de los más antiguos barrios cristianos del este de Beirut
Achrafieh es uno de los más antiguos barrios cristianos del este de Beirut

La bohemia trendy

Otro de los barrios imprescindibles para conocer es Gemmayzeh, un lugar muy cool, con arquitectura colonial francesa, galerías de arte y un gran movimiento de bares, cafés, pubs y restaurantes. Es el barrio actual de tendencia, de estilo relajado y muy de vanguardia. Además, es elegido por personas de diferentes países para instalarse aquí como lugar de residencia.

Como todo lugar trendy, por sus calles se puede apreciar el street art, como las famosas escaleras de colores, vibrantes y divertidas, pintadas por un grupo de artistas alrededor de diferentes puntos de la ciudad. De Gemmayzeh se sigue al barrio Mar Mikhael, "el" lugar donde divertirse por la noche de Beirut.

Lugar en ruinas hace no muchos años, hoy se convirtió en la zona de restaurantes, bares y discotecas en su laberinto de calles para recorrer y pasarla bien. También Badaro es otro de los distritos de moda, donde hay una gran oferta de restaurantes y bares.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...