Tecnología > Fraude

La historia de una estafa millonaria que le hicieron dos estudiantes a Apple

Dos chinos residentes en Estados Unidos son acusados de estafar a la compañía con el envío de miles de iPhones falsos para su reemplazo

Tiempo de lectura: -'

09 de abril de 2019 a las 18:42

Dicen que las mentiras tienen patas cortas, pero algunas logran correr lo suficiente como para convencer a alguien de repetirlas miles de veces. De esto se convencieron dos estudiantes de ingeniería chinos que quisieron estafar a Apple abusando de las políticas de garantía que tiene la empresa para sus productos.

Según El País de Madrid, Yangyang Zhou y Quan Jiang vivían en Estados Unidos gracias a sus visas estudiantiles, y fue desde su residencia en Oregon que enviaron a la compañía miles de celulares iPhone supuestamente defectuosos exigiendo su reemplazo. Como los teléfonos móviles no encendían siquiera y aparentemente no había indicios de fraude, el servicio técnico envió a los estudiantes 1.493 equipos nuevos, garantía que le costó a la empresa US$ 895 mil.

Jiang y Zhou recibían de Hong Kong copias demasiado fieles de los iPhones originales como para que los técnicos descubriesen que eran falsos y, aun así, de las 3.069 solicitudes de reemplazo enviadas, Apple rechazó 1.576 dispositivos alegando que poseían evidencia de haber sido manipulados. Luego de reemplazados los productos "defectuosos" por originales, los jóvenes los enviaban a familiares en China para que fuesen revendidos. Parte de la evidencia que apunta en este sentido en la denuncia presentada contra los estudiantes es que la madre de Jiang transfirió las ganancias de una venta a la cuenta de su hijo en Estados Unidos.

La mentira corrió libre durante cerca de un año, hasta que los agentes federales de Aduanas y Protección Fronteriza (Customs and Borders Protection) descubrieron cinco cajas con una veintena de iPhones falsos cada una que estaban dirigidas a Yangyang Zhou y Quan Jiang. Tras una investigación policial, se encontraron en el apartamento de Jiang 300 celulares falsos, registros de envíos de las solicitudes de garantía a la compañía Apple y cajas de envío con el nombre de Zhou.

En su defensa, el joven reconoció haber enviado los teléfonos móviles para su reparación, pero aseguró desconocer que no eran auténticos. En la documentación presentada, Jiang declaraba haber enviado 2.000 equipos, ocultando los otros 1.069 que luego se descubrieron.

Ahora los jóvenes deben enfrentar las consecuencias de su mentira: en caso de perder el juicio, Jiang deberá pagar una multa de US$ 2 millones y será condenado a diez años de prisión, mientras que Zhou deberá pagar US$ 10 mil y pasar cinco años en prisión.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...