Ciencia > Tiangong-1

La primera estación espacial china caerá pronto sobre la Tierra

Se predice que su reingreso a la atmósfera ocurrirá entre octubre de 2017 y abril de 2018

Tiempo de lectura: -'

18 de octubre de 2017 a las 05:00

La estación espacial china de 9,4 toneladas Tiangong-1 ha acelerado su descenso hacia la Tierra y se espera que llegue a la superficie en los próximos meses.

Si bien probablemente la mayor parte del laboratorio se consumirá en la atmósfera durante el reingreso, los trozos que pesen hasta 100 kilogramos podrían llegar a la superficie y nadie puede predecir a dónde van a ir a parar.

Tiangong-1 se lanzó en 2011 y participó en tres misiones, incluida la de las primeras astronautas femeninas de China, Liu Yang y Wang Yaping. Fue utilizada como un banco de pruebas tecnológico para una estación espacial más grande planificada para 2023.

En marzo de 2016, el gobierno chino anunció que su vida útil había llegado a su fin. En setiembre del mismo año, funcionarios confirmaron que habían perdido el control de la estación y predijeron que caería a la Tierra en algún momento entre octubre de 2017 y abril de 2018.

"Ahora que su perigeo está por debajo de los 300 kilómetros y está en una atmósfera más densa, la tasa de decaimiento está aumentando", dijo a The Guardian el astrofísico Jonathan McDowell de la Universidad de Harvard. "Espero que se reduzca en unos meses, a finales de 2017 o principios de 2018", agregó.

Se desconoce cuándo y dónde caerá, pero es poco probable que suponga un peligro grave.

Algunos antecedentes de este tipo de eventos incluyen el Skylab de la NASA, que volvió a la Tierra cayendo sobre Australia Occidental en 1979.

En 1991, la estación espacial rusa Salyut 7 regresó a la atmósfera terrestre sobre Argentina, causando un espectáculo de luces y poco o nada de escombros.

Otro caso similar ocurrió en el 2001, cuando los desechos de la estación espacial rusa Mir cayeron sobre el Océano Pacífico.


Comentarios