The Sótano > Columna

Las derrotas hermanan a Peñarol y Nacional

Las posibilidades de triunfo de los clubes uruguayos en los dos torneos continentales principales son casi nulas y los fracasos se han convertido en tradición

Tiempo de lectura: -'

29 de julio de 2019 a las 07:36

Nunca entendí bien los fanatismos, en ningún aspecto de la vida. Ni los políticos, los religiosos, o los futboleros. Creo, por lo tanto, que no califico para la condición de "hincha fanático", en este caso, de Peñarol, pues no me pone feliz que Nacional pierda. Tampoco me alegra que gane. A nivel de torneos locales, soy indiferente. Solo me interesa que el club de mi simpatía se lleve el triunfo. Lo que le pasa a los demás clubes tanto me da. Ni le presto atención a los resultados.

Sin embargo, a nivel internacional, de una manera democrática me alegra cuando los clubes uruguayos ganan. ¿Qué felicidad podría tener viendo que Nacional es derrotado por un club chileno o ecuatoriano de segundo o tercer rango, por la nulidad de triunfos importantes conseguidos en su historia, o uno brasileño o argentino? Me cuesta entender ese tipo de felicidad, pero, bueno, hay una cantidad de cosas referidas al comportamiento humano que me resultan incomprensibles, sobre todo cuando entra en juego el razonamiento.

Por lo tanto, viendo la pobreza actual del fútbol uruguayo a nivel de clubes compitiendo internacionalmente, tanto grandes como chicos, siento algo muy parecido a la preocupación, pues es una situación que se viene arrastrando desde hace décadas y que ha entrado en fase de agravamiento. Peñarol salió campeón por última vez de la copa Libertadores en 1987, Nacional en 1988. Desde entonces, solo una vez, cuando Peñarol jugó la final con Santos en 2011, el tétrico panorama quedó temporalmente despejado. Duró lo que dura un suspiro. Falsas esperanzas. Todo ha vuelto a la rutina de las derrotas y de las ilusiones que son interrumpidas a mitad de camino.

Lo que está pasando a nivel de copas Sudamericana y Libertadores exime de mayores comentarios, aunque no impide que la frustración ante el desolador panorama se mantenga alta, inamovible en su sitio de pesimismo. Podría decirse que en la actualidad, una actualidad vigente desde hace años, los clubes uruguayos están al fondo de la tabla a nivel de competitividad, entre los peores del continente, junto a venezolanos, bolivianos y chilenos. Los rivales los consideran fáciles y se los toman para la chacota. Ahora cualquier equipo viene a Montevideo confiado de que puede ganar de visitante, más que nada los clubes de Brasil. Vean si no lo que pasó la semana pasada. Ni siquiera cuando los equipos brasileños juegan mal o sin destaque se logra ganarles.

Hasta los clubes ecuatorianos nos han sacado gran ventaja competitiva. Peñarol no le pudo ganar de locatario a Flamenco, pero días atrás, Emelec de Guayaquil derrotó al club brasileño 2-0, en el llano, no en la altura de Quito. Por su parte, en la capital ecuatoriana, Liga Deportiva de Quito, por la Libertadores, derrotó 3-1 a Olimpia de Paraguay. En los octavos de final del principal torneo continental hay todavía en carrera dos clubes ecuatorianos, y tres paraguayos, Olimpia, Libertad y Cerro Porteño, contra solo uno uruguayo, Nacional, que perdió de locatario.

Con jugadores que vienen de fuera a disfrutar con buen salario el ocaso de sus carreras (Viatri y Bergessio, los dos casos más notorios)  y con planteles que presentan pocas opciones de calidad a la hora de hacer cambios cuando las cosas no salen, los clubes uruguayos tiene cada vez mayores complicaciones para competir con sus pares de Argentina y Brasil, más poderosos a nivel de presupuesto y plantilla de jugadores, y que han convertido a los dos principales torneos continentales en feudos de su exclusividad.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...