Estilo de vida > Lugares

Los rincones ocultos de Matera, la ciudad italiana más antigua

Este rincón provecha el sello de Capital Europea de la Cultura 2019 para mostrar su rico patrimonio 

Tiempo de lectura: -'

05 de marzo de 2019 a las 05:00

La ciudad italiana de Matera, Capital Europea de la Cultura 2019, es una de las más antiguas del mundo, y ahora, tras años de subdesarrollo, se ha convertido en la meta de miles de turistas que llegan atraídos por su rico patrimonio, su historia y su curiosa formación, literalmente excavada en la roca. 

La vieja Matera es un enjambre de casas-cueva excavadas en las rocosas paredes de un cañón. Situada en el remoto sur italiano, durante siglos padeció el subdesarrollo y la insalubridad, pero la situación empezó a cambiar en 1952, cuando el Gobierno optó por evacuar y alojar en nuevas viviendas a los habitantes de su centro histórico, los Sassi.

Tras una faraónica rehabilitación, esta antigua ciudad se abre al mundo para mostrar su impresionante acervo cultural, ahora como nueva Capital Europea de la Cultura.

La ciudad, de unos 60 mil habitantes, se encuentra en la región de Basilicata, a unos 60 kilómetros del mar Adriático, que forma parte del Mediterráneo, y rodeada de extensos campos de olivos.

Su núcleo urbano se divide en dos partes: la moderna, un conjunto de edificios de mediados del siglo pasado sin mayor interés en el que vive la mayor parte de su población; y la zona que han hecho célebre los Sassi (piedras, en italiano), el casco antiguo.

Los Sassi, declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1993, son un pintoresco asentamiento de casas rupestres excavadas en roca calcárea.

La panorámica que ofrece, con su laberinto de calles, su color arenoso y la caótica acumulación de construcciones, evoca a ciudades como Jerusalén.

Recorrer sus calles, impregnadas por cierto misticismo y el aroma de los guisos de legumbres típicos, supone un verdadero viaje en el tiempo, pues el lugar ha sido habitado ininterrumpidamente durante los últimos ocho milenios.

La Unesco también incluyó en su lista al extraordinario conjunto de 150 iglesias rupestres de sus alrededores, una auténtica ciudad subterránea compuesta por túneles, iglesias decoradas con frescos de inspiración bizantina y cisternas para la recogida del agua.

Uno de los complejos rupestres más impresionantes es una enorme roca que se levanta en medio de los Sassi y que alberga en su interior dos sorprendentes iglesias excavadas en la piedra: la de Santa María de Idris y la de San Giovanni in Monterrone.

Pero Matera también tiene un rostro barroco, como el de la tenebrosa y fascinante Iglesia del Purgatorio, construida a mediados del siglo XVIII, debido al deseo de los fieles de la ciudad de celebrar la muerte, que en esa época se consideraba, no el final, sino el comienzo de una vida superior y el de ensalzar las almas de sus difuntos.

Sin embargo, si hay un edificio que destaca es la catedral, recientemente restaurada. Fue concluida en el año 1270 y, mientras su interior está embellecido con detalles barrocos, su imponente exterior, con un enorme rosetón, es de estilo románico.

Matera es, en definitiva, todo un tesoro por descubrir.

(En base a EFE) 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...