Obama apela a la visión de Mandela frente a "cinismo" que ataca la democracia

El expresidente cuestionó el terrorismo, el creciente autoritarismo en Rusia y el racismo en Europa y Estados Unidos

Tiempo de lectura: -'

18 de julio de 2018 a las 09:35

El expresidente estadounidense Barack Obama llamó a recordar la visión de un mundo mejor que defendió Nelson Mandela frente al "cinismo" y la creciente "política del miedo" que atacan la democracia, en la conferencia conmemorativa del centenario del héroe de la lucha contra el "apartheid".

"En el cumpleaños número 100 de 'Madiba' nos encontramos en una encrucijada, un momento en el tiempo en el que dos visiones muy diferentes del futuro de la humanidad compiten acerca de quién somos y quién debemos ser", señaló Obama, ponente estrella de la charla organizada por la Fundación Mandela en un estadio de Johannesburgo.

"Dejadme deciros en lo que yo creo. Creo en la visión de Nelson Mandela, creo en la visión compartida por Gandhi y King, creo en la justicia y en la premisa de que todos nacemos iguales", afirmó entre ovaciones el exmandatario estadounidense, un admirador confeso de Mandela.

Lea también: Presión política sobre Trump tras reunión con Putin

En una larga exposición y ante una audiencia de unas 15.000 personas e invitados de alto rango como varios jefes de Estado africanos o el ex secretario general de Naciones Unidas Kofi Annan, Obama contó cómo el ejemplo de lucha y sacrificio de Mandela debe servir de ejemplo a todos los que creen en la democracia y la igualdad en estos "tiempos inciertos".

"Él llegó a encarnar las aspiraciones universales de los desposeídos alrededor del mundo con la esperanza de una vida mejor y la posibilidad de una transformación moral en la conducta humana", recordó.

Sin embargo, Obama aseguró que, pese a que la historia de "Madiba" (como se conoce popularmente a Mandela en Sudáfrica) es una historia de triunfo, en los últimos tiempos el progreso humano se ha visto frenado.

Como ejemplos habló del terrorismo internacional, del creciente autoritarismo en Rusia, de las violaciones de derechos humanos y del avance del nacionalismo y el racismo en Europa y en Estados Unidos.

También criticó, sin dar nombres propios, que haya líderes políticos que desprecian la "verdad objetiva" y prefieran "inventarse las cosas".

"No tenemos más opción que seguir adelante -subrayó-, que ver que los que creemos en la democracia y en una humanidad mejor tenemos otra historia que contar".

Comentarios