Ready Player One: a un paso del OASIS

La nueva película de Steven Spielberg presenta tecnologías futuristas que están más cerca de lo que se piensa

Tiempo de lectura: -'

21 de abril de 2018 a las 05:00

¿Quién no ha tenido días paupérrimos en los que solo queremos cerrar los ojos y aparecer en otro mundo? La nueva película de Steven Spielberg, Ready Player One, plantea cómo es entrar a OASIS, el mundo de la realidad virtual.

El hilo conductor gira alrededor de Wade Owen Watts, un joven huérfano del año 2045 que, como el resto de la humanidad en ese momento, busca escaparse del sombrío mundo real y se coloca lentes de realidad virtual. ¿Qué beneficios tiene ese visor? Le abre la puerta a un metauniverso llamado OASIS que él describe como el único sitio en que siente que es alguien. ¿Cuán lejos estamos de tener acceso a este tipo de mundo virtual?

"La gente entra en OASIS por todo lo que puede hacer y se queda por todo lo que puede ser", dice Wave al describir este juego virtual ilimitado. Volvamos a 2018 y alejémonos de ese mundo distópico que nos esperaría en 2045 como consecuencia de la extrema dependencia a las tecnologías y la extrema contaminación. La realidad virtual de la actualidad tiene similitudes con la tecnología que se presenta en la película.

Inmersión completa

En la película, los personajes no solo ven sino que también perciben sensitivamente las cosas que están a su alrededor. Cuando se adentran en la realidad virtual, sienten que hay algo debajo suyo en qué sostenerse. Hoy existen parques virtuales que habilitan al usuario a sentir las cosas que lo rodean en la realidad virtual. The Void, el primer parque temático basado en esta tecnología, habilita a un grupo de jugadores a entrar en un espacio pensado para que logren sentir que están dentro de un espacio que refleja sus sensaciones en la realidad virtual. Allí perciben aromas, temperaturas y objetos que perfeccionan la experiencia.

OASIS


El juego en línea multijugador masivo al que acceden los personajes de la película se puede pensar como el VRChat de la realidad. Este es juego que ofrece a los participantes la posibilidad de crear su personaje e interactuar con otros jugadores en un entorno social en el que puede explorar mundos virtuales. Esta "red" parece no tener límites. Cada miembro puede expresarse con gestos, tener conversaciones e incluso participar de eventos semanales organizados por el propio juego.


Trajes hápticos

Abrazos, golpes y sensaciones de frío se pueden sentir en el presente sin la necesidad de otra persona a nuestro lado. El traje Teslasu, que se asemeja a la prenda tecnológica que utilizan los jugadores en Ready Player One, está compuesto por un tejido inteligente que proporciona el feedback sensorial en todo su cuerpo. La estimulación eléctrica neuromuscular aún no está en el mercado, aunque se puede estimar que su precio inicial será de unos US$ 1.000.

Cintas para moverse

¿Cómo moverse sin moverse? En la película, Wade utiliza una cinta omnidireccional. En la actualidad existen compañías como Omni que trabajan con este tipo de tecnología. Sin embargo, no son productos de consumo masivo debido al gran espacio que ocupan y al precio elevado de su producción.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...