Estilo de vida > LOS DULCES DE STEFFI RAUHUT

Una Pavlova de frutos rojos fácil de armar para preparar las fiestas

Un postre que se hace con merengue crujiente por fuera y suave por dentro, crema batida y frutas

Tiempo de lectura: -'

19 de diciembre de 2018 a las 05:01

Esta nota fue publicada originalmente en el blog Not Only Salad

Por Stephanie Rauhut*

Se viene el fin de semana y las cosas ricas están a la orden del día. Les dejo una receta que no me canso de hacer, y que es tan fácil de armar que la preparo para fechas tan complicadas de tiempo como la Navidad. ¿Lo mejor? Apta para celíacos.

La Pavlova es un postre que le debe su nombre a la bailarina de ballet rusa Anna Pávlova. En 1929, dicha bailarina estaba realizando una gira que la llevó a Australia y Nueva Zelanda, y se creó este postre en honor a su visita. Sigue habiendo una disputa en torno a la autoría de la receta, ya que ambos países la reclaman como propia. En Nueva Zelanda afirman que la inventó un chef local, impresionado por la delicadeza de la bailarina. En esa oportunidad, el chef decoró la torta con kiwis, evocando las flores verdes que decoraban el tutú de Anna. En cambio, la versión australiana dice que el postre era servido en un hotel de Perth para el 5 o’clock tea, y uno de los clientes luego de probarlo dijo “es tan ligero como la Pavlova”, refiriéndose a la bailarina.

Sea cual sea su origen, este delicioso postre se hace con una base de merengue crujiente por fuera y suave por dentro, una capa de crema batida, y frutas. En la versión que hoy les propongo agrego una capa de lemon curd que le da un toque ácido, contrastando así lo dulce del merengue.

El lemon curd es una crema de limón que sirve para acompañar un cheesecake, helados, y todo tipo de postres. Los ingleses lo sirven incluso para untar los scones del 5 o’clock.

*Stephanie Rauhut es gastrónoma profesional y autora del blog "Not Only Salad". Estudió cocina en Uruguay, en Francia, y tras haber tenido durante varios años su empresa de pastelería, se dedica actualmente a la comunicación gastronómica y de viajes.

Pavlova con lemon curd y frutos rojos

Porciones: 10  Tiempo de elaboración: 45 min  Tiempo de cocción: 75 min

Ingredientes


Para la Pavlova:

Claras a temperatura ambiente, 4 unidades

Azúcar, 1 Taza (200 gr)

Almidón de maíz, 1 Cda

Jugo de limón, 1 cta

Extracto de vainilla, 1 cta

Para el lemon curd:

Jugo de 2 limones

Almidón de maíz, 1 cta

Manteca derretida, 1/4 Taza (50 gr)

Yemas, 4 unidades (o dos huevos)

Azúcar, 1/2 Taza (100 gr)

Para el armado:

1 T crema doble, 1 Taza (250 ml)

Frutillas frescas, 400 gr

Arándanos, 125 gr

Procedimiento 

Para el merengue:

Precalentar el horno a 135ºC. Trazar un círculo de 20 cm de diámetro en un trozo de papel manteca, darlo vuelta y colocarlo sobre una asadera.

Batir las claras a velocidad baja hasta que espumen, aumentar la velocidad e ir incorporando el azúcar muy de a poco. Batir hasta que las claras formen picos firmes al levantar las paletas de la batidora.

Seguir batiendo y agregar el almidón de maíz, jugo de limón y la vainilla.

Colocar todo el merengue en el centro del disco trazado y moldear la forma de la pavlova con la ayuda de una espátula, levantando los bordes hacia arriba y dejando la superficie plana.

Hornear aproximadamente 75 minutos, o hasta que la superficie se note seca y crocante. Si vieras que a los pocos minutos se está dorando (el color ideal al final del horneado es blanco), bajar unos grados a la temperatura del horno o abrir la puerta para que salga un poco de calor.

Apagar el horno y dejar el merengue ahí dentro con la puerta entreabierta hasta que se enfríe.

Para el lemon curd:

Mezclar con batidor de alambre la manteca, las yemas y el azúcar.

Aparte mezclar en una olla (la que va a ir al fuego) el jugo de limón y el almidón de maíz.

Incorporar la mezcla de azúcar y yemas al jugo de limón, llevar a fuego medio y revolver hasta que espese.

Guardar en un envase cerrado, enfriar a temperatura ambiente y luego guardar en la heladera hasta el momento de uso.

Para el armado:

No es imprescindible sacar el merengue del papel manteca. Evitémonos un dolor de cabeza y simplemente sirvamos las porciones con cuidado.

Batir la crema doble fría hasta que esté firme. Reservar en la heladera.

Revolver el lemon curd frío y esparcir sobre el centro de la pavlova, luego la crema batida, y por último acomodar las frutillas cortadas en mitades y/o cuartos y los arándanos.

Servir enseguida! Con la humedad del relleno, el merengue irá perdiendo su textura crocante.

Notas

El merengue de la Pavlova puede ser hecho un día antes, pero debe ser rellenado al momento antes de servir.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...