Victoria Villaruel

Política > Diferencias con su antecesora

Victoria Villarruel recorre los pasillos del Senado y pone la lupa en los empleados

La vicepresidente visita oficinas de modo sorpresivo, mientras la Secretaría Administrativa comenzó a revisar en detalle los certificados de estudios que presentan los empleados para cobrar un plus salarial
Tiempo de lectura: -'
12 de febrero de 2024 a las 10:50

Mientras el kirchnerismo redobla esfuerzos para voltear el DNU del presidente Javier Milei en el Senado, la vicepresidenta Victoria Villarruel tiene otros frentes internos dentro de la Cámara alta. Y es que, tras varios años de dominio del kirchnerismo en Senadores, no son pocos los empleados legislativos que responden a esa fuerza, con lo que la gestión de esos recursos humanos se transforma en todo un desafía en sí mismo.

En los dos meses que lleva al mando, Villarruel instaló un estilo propio que incluye apariciones sorpresa en diferentes oficinas del Senado, tanto en el Palacio del Congreso como en el edificio del Anexo que está frente a la plaza. La vicepresidenta recorre los pasillos y, sin aviso previo, visita oficinas, saluda a los empleados y mantiene conversaciones en tono informal sobre sus funciones, tareas específicas, antigüedad, etc. Cuentan que en algunos también se ha interesado por cuestiones familiares o dónde viven.

Los encuentros los realiza sin aviso previo, explicó el matutino La Nación, ni se hacen registros de fotos o videos, para resaltar su carácter informal. Esta práctica constituye una importante diferencia con su antecesora en el cargo, Cristina Kirchner, a quien la mayoría de los empleados no tuvo oportunidad de ver durante su gestión.

No es la única diferencia de estilo con su antecesora. El pasado 27 de enero, Villarruel recibió en el Senado a los hijos de los policías que tienen a cargo su custodia, a quienes les hizo personalmente una recorrida por el Palacio, además de participar de una merienda y regalarles una constitución.

Más allá de las cuestiones de estilo, la Secretaría Administrativa del Senado, que comanda María Laura Izzo, impuso un control más estricto para las solicitudes que los empleados hacían de bonificaciones por estudios de grado. Según informó Infobae, las autoridades de la Cámara encontraron irregularidades en el cumplimiento de la ley de agentes legislativos y de Educación Superior, incluso, con un trabajador que reconoció no haber finalizado el secundario.

En otros casos, varios empleados del Senado acompañaron sus pedidos con certificados que no se adecúan a lo requerido por la ley, que “prevé para el empleado legislativo el pago por Títulos universitarios o de estudios superiores que demanden cuatro años de estudio de tercer nivel”.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...