Advierten falta de información de salud mental en organismos públicos

Salud Pública no respondió a organizaciones y BPS dijo "no tener registro"
Hay centros o refugios específicos para personas con padecimientos psiquiátricos a cargo del Ministerio de Desarrollo Social? ¿En qué consiste la política de prevención en materia de salud mental de la Administración de Servicios de Salud del Estado (ASSE)? ¿Existe un registro que permita identificar la cantidad de psicofármacos que fueron prescriptos en pacientes? ¿Cuántas personas con padecimientos psiquiátricos reciben pensiones en el Banco de Previsión Social (BPS)? Esas fueron solo algunas de las preguntas que realizaron el Centro de Archivos y Acceso a la Información (Cainfo) y el Instituto de Estudios Legales y Sociales de Uruguay (Ielsur) al BPS, Mides, Ministerio de Salud Pública (MSP) y ASSE –entre otros organismos– el año pasado en varias solicitudes de acceso a la información pública que formularon.

Las respuestas, no solo no conformaron sino que "preocuparon" a las organizaciones, que consideran que la falta de información "no permite dar cuenta de la dimensión de las problemáticas en el área, así como el seguimiento de prácticas puntuales", según establecen en el informe "Aportes para la transformación del modelo de atención en salud mental en el Uruguay: La experiencia transitada a partir del uso de la ley de acceso a la información pública".

En el caso del MSP, el informe de Ielsur y Cainfo destaca que "no efectuó respuesta" en la mayoría de las consultas realizadas –que se amparan en la ley de acceso a la información pública– y las respuestas que dio son "insuficientes". Las organizaciones consultaron a la cartera sobre cuántos centros de salud mental públicos y privados hay en el país, el número de camas disponibles, los recursos humanos y los psicofármacos que se utilizan.

Ante esta última consulta, el MSP respondió con un listado con los nombres de los fármacos y aclaró que no tiene competencia en el stock de esos medicamentos porque dependen de una unidad que funciona dentro del Ministerio de Economía.

Por su parte, en sus respuestas ASSE indica que hay un total de 20 centros públicos de atención psiquiátrica, pero no responde sobre centros privados lo que, según las organizaciones implica que está en falta. "¿Se monitorea lo que ocurre en el sector privado?", se preguntan en el informe.
El organismo de salud público informó que el promedio de internación ante una crisis psiquiátrica es de 20 días y señala que "si no hay quien se lo lleve al alta permanece en el hospital psiquiátrico hasta se le pueda asignar un lugar de residencia. Los prestadores privados cubren solo 30 días". Precisamente, el proyecto de ley de salud mental en el que se trabaja desde hace un par de años pretende que los centros de internación de larga estadía, como las colonias psiquiátricas, desaparezcan paulatinamente y que se implementen casas de medio camino, es decir hogares transitorios en donde los pacientes estén integrados a la sociedad.

BPS sin registros

Las respuestas que más preocupan a las organizaciones responsables del informe fueron las del BPS, ya que evidenciaron que no cuentan con registro alguno de pacientes con problemas en su salud mental. Uno de los pedidos efectuados pretendía conocer el "número de personas con prestaciones otorgadas con padecimiento psiquiátrico en Uruguay".

El organismo respondió que "carece de un registro general con datos estadísticos sobre las prestaciones otorgadas". Tampoco contaba con la información sobre cuántas prestaciones se le otorgan a familias que tienen a su cargo personas con trastornos psiquiátricos.
En el caso del Mides, Ielsur y Cainfo, realizaron pedidos de acceso a la información sobre los refugios para personas con trastornos mentales. La cartera respondió que hay cuatro hogares asistidos 24 horas y un centro diurno y que padecer una enfermedad mental no impide a las personas ingresar a un refugio.

El informe también fue realizado junto al colectivo Asamblea Instituyente por la Salud Mental Desmanicomialización y Vida Digna.

Ausentismo en colonias llega a 30%

De las respuestas a los pedidos de acceso a información pública realizados a la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) surge que en las colonias Santín Carlos Rossi y Bernardo Etchepare el ausentismo de los funcionarios es, en promedio, de 30% entre licencias por enfermedad y otros motivos, que no son especificados. A diciembre de 2015, la cantidad de funcionarios en las colonias sumadas al Hospital Vilardebó era de 1699. Durante 2014, el presupuesto de ambos centros de salud mental fue de casi US$ 18 millones y el del Vilardebó fue de unos US$ 15 millones. El costo promedio de cada paciente que vive en la Etchepare implicó $ 2.342 diarios y en la Santín Carlos Rossi, $ 1.522. Actualmente hay poco más de 700 usuarios que viven en esos centros.


Populares de la sección