ANCAP ofrece sociedad para exploración de uranio

El ente pretende aprovechar los estudios de las mineras privadas para analizar su explotación

ANCAP está realizando contactos con distintas empresas mineras instaladas en Uruguay para asociarse en caso de que estudios técnicos confirmen la presencia de uranio en el subsuelo.
En diálogo con El Observador, el gerente de explotación y producción de ANCAP, Héctor de Santa Ana, reveló que hay firmas mineras que están interesadas en la explotación comercial del uranio. No obstante, el Código Minería impide a los privados explotar cualquier recurso energético, reservando los mismos para ANCAP.

Por ese motivo, el ente está diseñando una amplia variedad de contratos para “asociarse” con los privados en caso de que los análisis químicos del suelo detecten un potencial de uranio que pueda ser rentable para su explotación energética.

“La idea es aprovechar todos los estudios analíticos que están haciendo los privados, para que ANCAP no deba invertir en estos trabajos”, explicó de Santa Ana. El funcionario de ANCAP indicó que de comprobarse “una anomalía de uranio” en alguna de las zonas de explotación minera del país, la idea que maneja el ente es “no expropiar ese predio”, sino establecer una “sociedad” con los privados para extraer muestras de uranio y analizar el costo potencial de extracción y  su rentabilidad.

“Luego, el Estado tendrá que decidir si opta por almacenarlo en alguna  zona puntual o decide utilizarlo como fuente energética”, indicó de Santa Ana. También existe la posibilidad de que el uranio pueda ser exportado, siempre a países que utilicen el mineral para la generación de energía.
ANCAP tiene actualmente en elaboración hasta siete tipos de contratos para “asociarse” con empresas mineras a las que pueda interesarles participar de la explotación de uranio. “Es una veta interesante para aprovechar el interés público-privado”, destacó de Santa Ana.

Nueva cuenca en tierra
ANCAP comenzó a recabar los primeros estudios de una nueva cuenca que planea explorar en tierra firme (onshore) en la zona de laguna Merín, informó De Santa Ana a El Observador.
El funcionario indicó que esta área podría confirmar una extensión de la cuenca offshore (mar) de Pelotas en Brasil, donde ya se han realizado importantes descubrimientos de yacimientos petroleros. La zona de estudio que comenzará a procesar ANCAP –como ya lo ha hecho en otras zonas del país, como en Salto– abarca parte de los departamento de Lavalleja y de Treinta y Tres, así como una pequeña área de Rocha. “Es una zona que tuvo muchas particularidades geológicas en su génesis”,  destacó de Santa Ana.


Populares de la sección

Comentarios