ASSE reconoce trato inadecuado a pacientes y falta de especialistas

La escasez de recursos humanos se da especialmente en el interior del país
En algunos lugares hay falta de personal y en otros se vio que había demasiados funcionarios o demasiadas horas contratadas en determinadas áreas y faltaban en otras", "tenemos muchas dificultades para que en el medio rural haya odontólogos", "con los pediatras también tenemos dificultades, con ginecólogos, oftalmólogos, hay falta de otorrinos". Todas fueron afirmaciones que la presidenta de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE), Susana Muñiz, realizó en entrevista con El Observador. Y que explicitan la situación en la que se encuentran los hospitales públicos del país.

ASSE brinda atención a 1.264.942 uruguayos, que corresponden al 36% de la población del país, y es de esta manera el prestador integral con mayor cantidad de usuarios, según datos brindados por el Ministerio de Salud Pública (MSP) a comienzos de febrero. La falta de especialistas es un problema que el organismo considera grave, en especial porque hay zonas del país donde no existe un médico y por lo tanto las personas de pueblos aislados deben trasladarse para tener una consulta, y muchas veces no lo hacen.

"No tenemos médicos pero no los tiene el sistema", aseguró Muñiz. Particularmente el organismo carece de especialistas y, entre ellos, los pediatras son una prioridad, ya que son necesarios tanto en el primer nivel de atención como en los hospitales. "No tenemos médicos pero no los tiene el sistema", aseguró Muñiz. Particularmente el organismo carece de especialistas y, entre ellos, los pediatras son una prioridad, ya que son necesarios tanto en el primer nivel de atención como en los hospitales.

En ese sentido, al tener centros en los 19 departamentos del país, desde ASSE buscan llegar a todas las poblaciones, pero la falta de recursos humanos lo imposibilita. La complementación de servicios –contratación en conjunto de los cargos que son necesarios- con la Federación Médica del Interior (FEMI) es una de las medidas que utilizan, pero no alcanza para cubrir todas las necesidades de más de un millón de afiliados.

"A los pediatras cada vez los reservamos más para las patologías de los niños", dijo Muñiz. Para un rol de control general, en ASSE existen los médicos familiares y comunitarios que son los que desarrollan esa tarea y se encuentran en todo el país. El Observador consultó a Muñiz acerca de cuánto debe esperar en general un niño para tener una consulta con un pediatra, pero prefirió no dar esa información porque consideró que los tiempos de espera "no son lo más importante ahora"

En la información difundida un año atrás, los pacientes de ASSE esperaban en promedio 48 horas para ver a un médico general, más de 4 días para ver a un pediatra y 12 días para un ginecólogo.

Problemas en los tratos

Pero la presidenta del organismo aseguró que, además de la falta de especialistas en todo el país, existen tratos inadecuados por parte de los médicos a sus pacientes. Y advirtió que "no se resuelven exclusivamente con aspectos salariales".

"Existen médicos que aseguran que les pagan para curar al paciente y no preguntarles cómo están. No debería ser así", señaló. "Existen médicos que aseguran que les pagan para curar al paciente y no preguntarles cómo están. No debería ser así", señaló.

"Hay problemas realmente en el trato a los afiliados que tenemos en el sistema. Ha sido una preocupación y estamos trabajando desde el área de calidad y gestión de riesgo. Los protocolos y procedimientos son muy importantes (en la atención al paciente), pero hay una parte importante que es el trato a las personas", dijo Muñiz.

La jerarca señaló que si bien quienes tratan con los pacientes son también personas que tienen sus propios problemas, por el rol que juegan, deben comprender que "están tratando a personas que llegan con problemas y vulnerabilidad". Agregó que muchas veces ocurre que los propios profesionales trabajan con problemas personales que interfieren en la relación con el paciente.

Falta formación

Otro de los problemas que manifestó tener en ASSE su presidenta fue en la falta de formación permanente de los médicos. "Es algo básico", fundamentalmente los que estudiaron décadas atrás y no tuvieron acceso a una formación continua. Pero esa formación de los especialistas muchas veces termina provocando que el médico decida viajar a Montevideo a realizar un posgrado y no retorne a trabajar al interior. "Lo que me parece importante es llegar más al interior y en eso estamos todos de acuerdo", manifestó Muñiz.

La presidenta de ASSE aseguró que están realizando un relevamiento de los especialistas existentes, la cantidad de horas que se necesitan para cumplir con las necesidades y las viables para costear en ASSE. En ese sentido, buscan evitar que existan excedentes de cargos que no se necesitan y se registre la falta de esenciales como pediatras.

Populares de la sección

Acerca del autor