China anuncia reformas para integrar servicios como Uber en su red de taxis

Tras más de un año de enfrentamientos, el gobierno chino ha decidido tomar cartas en el asunto

El gobierno chino, tras más de un año de enfrentamiento entre los servicios de taxis convencionales y nuevos sistemas de búsqueda de transporte por internet como Uber, anunció este lunes que prepara reformas legales para integrar ambos negocios.

Según explicó el ministro de Transportes, Yang Chuantang, expertos y miembros del sector debaten el establecimiento de nuevas regulaciones que conducirán a una "profesionalización" de esos servicios por internet, que también han aupado a firmas chinas de taxis en línea como Didi Kuaidi.

"Con el paso del tiempo llegan nuevos productos a ciudades donde la relación entre oferta y demanda no es equilibrada, surge inestabilidad en el mercado y esto requiere de administración y reformas institucionales", señaló Yang en una rueda de prensa en los márgenes del plenario anual del Legislativo chino. Yang subrayó que el conflicto entre taxis tradicionales y nuevas aplicaciones de oferta de conductores por móvil o internet no es exclusivo de China -citó al respecto las huelgas de taxistas en ciudades como Madrid o París- y señaló que algunas prácticas de empresas de internet "no pueden mantenerse a largo plazo".

Por ejemplo, dijo el ministro, "los subsidios (a viajeros y conductores) por parte de empresas de búsqueda de transporte están encaminados a aumentar su cuota de mercado a corto plazo y son competitivamente injustos para los taxis".

En busca de acuerdos

Los enfrentamientos de Uber y sus rivales locales con los servicios de taxi convencionales provocaron en años anteriores prohibiciones de operación en algunas ciudades chinas e incluso investigaciones por presunta competencia desleal, aunque ello no ha detenido la expansión del sector vía internet y teléfonos inteligentes.

Para evitar problemas legales en China, tanto Uber como sus imitadoras en el país asiático han desplegado acuerdos de colaboración con firmas de transporte tradicional, como el reciente pacto entre la firma estadounidense y la aerolínea Hainan Airlines para ofrecer servicios de transporte en aeropuertos chinos.

En todo caso, según señaló el ministro chino de Transportes, los taxis deben adaptarse a la nueva era de internet, lo que crea espacio para "servicios diversificados" en los que haya lugar para nuevos competidores y "el mercado decida los precios".



Fuente: EFE

Populares de la sección