ClubPet: un asistente personal para cada mascota

El emprendimiento uruguayo predice mediante algoritmos el momento en que el animal se está por quedar sin comida
Por Aníbal Falco

Con la premisa fundamental de que cada mascota es parte del núcleo familiar y no un bien más, en abril de este año nació ClubPet, un servicio en línea que busca cambiar el proceso de compra para accesorios, raciones y medicamentos necesarios para el integrante animal de cada hogar.
La visión de la empresa consiste en personalizar la atención para los clientes que compran este tipo de insumos, a predecir mediante algoritmos el momento en que cada mascota se está por quedar sin ración. Cuando esto ocurre, se le envía a cada usuario un mensaje de texto notificando la pertinencia de adquirir nuevamente el alimento que el animal va a necesitar.

Pero la personalización no solo llega hasta ahí, sino que una vez registrada la persona en la página web de ClubPet, en menos de 48 horas hábiles ua integrante de la empresa especializada en el área, -tratándose en este caso de una estudiante avanzada de veterinaria-, se comunica vía telefónica con el cliente para, mediante el llenado de una ficha, adquirir la información necesaria para conocer más a cada mascota en particular.
Sin el requisito excluyente de realizar una compra en primera instancia, los clientes se pueden registrar de forma gratuita en la web de la empresa.

Un servicio diferencial

Luego de un estudio de mercado, lo que llevó a impulsar ClubPet fue notar una limitación importante en relación a los insumos que se pueden conseguir en accesorios y alimentación para mascotas vía internet.

De todas formas, el CEO de la empresa, Sebastián Álvarez (QuieroInfo y Brianbox), indicó que ClubPet no se trata solo de un servicio en línea 100%, sino que lleva el producto a cada hogar, hay un llamado telefónico y un seguimiento, lo que permite ofrecer soluciones por múltiples canales.

"La ración de las mascotas es algo que se necesita todos los meses; es un pedido recurrente. Empezamos a recolectar datos de clientes, llamábamos para conocer necesidades y ver cuánto valor podíamos aportarles. A las dos semanas vimos que había un mercado con un potencial enorme porque hasta ahora todo es muy `manual´ en el rubro", apuntó Álvarez, que agregó que en el presente la startup está trabajando también en incorporar servicios de baños y hotelería.

Un mercado conservador

La mayor dificultad con la que se encontró ClubPet al inicio del proyecto vino del lado del mercado. Ninguno de los socios tenía experiencia en el rubro en particular, lo que provocó algunos altibajos típicos del mundo emprendedor.

A pesar de contar con precios competitivos y realizar envíos sin costo adicional, desde la empresa se toparon con limitaciones que imponía la cultura de consumo en relación a mascotas.
"Hay un rechazo en especial a adquirir este tipo de productos en línea. A nadie se le ocurre comprar la comida para su mascota vía internet o que te lo puedan llevar a tu casa. El desafío es brindar un beneficio y una accesibilidad que los consumidores en principio no se planteaban necesitar", sostuvo Álvarez.

Experiencia codo a codo

La empresa cuenta con el respaldo de emprendedores con años de experiencia, lo que le ha permitido agilizar muchos procesos y volcar todo el know how adquirido de diferentes áreas a la hora de sortear algunos obstáculos iníciales.
ClubPet es apoyada y financiada por Hydra (hydrafactory.com). Se trata de la primera apuesta fuerte de la creadora de startups concebida y dirigida por Nicolás Bistolfi y Martín Giura (quienes fundaron WoOw en 2010. Lo que se pensó desde un comienzo fue en un emprendimiento que aportara un valor tecnológico diferencial dirigido a las mascotas. Los proyectos son financiados por Hydra en base a las necesidades que van surgiendo, trabajando "codo a codo" en cada emprendimiento durante las primeras seis semanas.

"Son contadas las veces en tu vida que alguien te va a preguntar por tu mascota y nosotros lo hacemos. Esto implica la sensación de que ya no solo tú te estás preocupando por ella. Nos hemos encontrado con casos de interacción constante, en las que hemos llegado a hablar hasta media hora con la persona porque a su mascota se le rompió una uña", aseguró Bistolfi.
Por su parte, Giura indicó que la filosofía de Hydra es manejar ciertas hipótesis y salir rápidamente a validarlas.

"Nuestra forma de trabajar implica muchas veces chocarte con el mercado. No es ansiedad, es una inquietud de que funcionen rápidamente y en caso de no hacerlo, pivotear", dijo el ex WoOw. l

Populares de la sección