Comercialización de la torada de Zerbino "fue un rematazo"

Se colocó todo, la venta fue ágil, los precios reconfortaron y además... ¡la celeste empató!

Por Juan Samuelle, enviado a Durazno


"Fue un rematazo". Eso expresó Gerardo Zambrano. "Quedamos totalmente satisfechos". Eso manifestó Pablo Zerbino.

Ambas conclusiones fueron expuestas en el marco de las charlas que Zerbino y Zambrano sostuvieron con El Observador en la tardecita de este martes, en el local Santa Bernardina de la Sociedad Rural de Durazno (SRD), cuando recién había terminado el 49° remate anual denominado "Sangre de Campeones", con la genética de la cabaña San José del Yaguarí, de la firma Roberto J. Zerbino Ganadera.

Mientras algunos continuaban desarrollando sus labores, por ejemplo Agustín Zambrano en el área contable, la mayoría tomaba algo y miraba el partido de Uruguay ante Colombia por las Eliminatorias para el Mundial de Fútbol de Rusia 2018, tras dos horas de comercialización intensa y provechosa, en la que se despacharon en su totalidad los 81 toros y las 46 vaquillonas de la oferta conformada por genética de las razas Hereford y Aberdeen Angus.

Todos los números

Gerardo Zambrano despachó toda la genética Hereford y en el caso de los Aberdeen Angus el martillo estuvo en manos de Alejandro Zambrano. El servicio financiero lo prestó el Banco de la República.

Precios máximo, mínimo y promedio de los toros:

8 Hereford PI US$ 5.040, US$ 2.520 y US$ 3.450.

30 Polled Hereford PI US$ 5.400, US$ 3.000 y US$ 3.956.

5 Polled Hereford PI de 2 años y medio US$ 4.800, 3.360 y US$ 4.248.

Total: 43 Hereford US$ 3.896,63 de promedio.

38 toros Aberdeen Angus PI de 2 años US$ 4.800, US$ 2.280 y US$ 2.987,37.

4 vaquillonas Hereford astadas PI US$ 720.

5 vaquillonas Hereford mochas PI US$ 720.

22 vaquillonas Hereford mochas PI preñadas US$ 900, US$ 840 y US$ 853,64.

5 vaquillonas Hereford astadas PI preñadas US$ 780.

Total: 36 vaquillonas Hereford a US$ 810 de promedio.

3 vaquillonas Aberdeen Angus PI US$ 1.200.

7 vaquillonas Aberdeen Angus PI preñadas US$ 1.260, US$ 1.200 y US$ 1.225,71.

Total: 10 vaquillonas Aberdeen Angus US$ 1.210 de promedio.

El próximo presidente

Antes del remate, realizado en una tarde preciosa en el local de ventas de la gremial duraznense y tras un asado de camaradería, Gerardo Zambrano destacó desde frente al palco que uno de los anfitriones, Pablo Zerbino, hablaría a los presentes previo al remate en un discurso que bien podía servirle de ensayo para los muchos que deberá expresar pronto, cuando asuma como presidente de la Asociación Rural del Uruguay (ARU), lo que sucederá el lunes 24 de octubre.

Cuando tomó el micrófono, además de agradecer la presencia de los clientes, que son amigos de la cabaña, y de todos quienes colaboraron con el remate, Zerbino destacó el valor que tiene haber completado ya 70 años de trabajo, esfuerzo e inversión en la cabaña que integra en pos del mejoramiento genético.

El precio máximo, US$ 5.400 por un Hereford PI mocho, lo abonó Djalma Puppo.

Enseguida comenzaron las ventas, con colocación total, que fue muy fluida para la torada y un poco más lenta para el caso de las vaquillonas, aunque se vendieron todos los lotes en la pista menos uno, que se comercializó fuera de la misma.

Rápido y bien, para ver a la celeste

"Fue un rematazo, todo esto nos dejó muy contentos, vino mucha gente, fue una venta muy ágil, estuvo bien fluida, fue rápido, incluso viste que estuvimos desde el principio haciendo bromas con el hecho de poder terminar a tiempo para ver el partido y se pudo porque empezó el partido y se estaban vendiendo los últimos toros", comentó Gerardo Zambrano.

Añadió que "destaco la venta total, salió todo, la torada más ágilmente y los vientres un poquito más demorados pero igual se vendió el 100% y hasta algunas astadas que no estaban entoradas".

Destacó que "estamos en una cabaña que todos sabemos el posicionamiento que tiene en el Hereford y que además lo ha logrado con los negros, con el Angus; realmente hemos quedado muy satisfechos".

La anécdota de este remate la protagonizó el rematador, quien en más de una oportunidad instó a los inversores a decidir rápido las ofertas para, pujas mediante, quedarse con los toros sin mucha demora "así nos vamos a ver el gol de Suárez". Dicho y hecho. El remate terminó y enseguida se produjo el empate de Cristian "Cebolla" Rodríguez y en el segundo tiempo llegó el segundo tanto celeste... a cargo de Luis Suárez.

La función de la cabaña sigue intacta

"Quedamos totalmente satisfechos, esa es la verdad, no he visto los promedios a esta altura pero más allá de eso este remate fue muy positivo porque lo principal para esta cabaña se cumplió: vender toda la oferta, comprobar que hay una demanda fuerte por nuestra genética y eso es lo primero, porque se trabaja mucho, en el año y en estos 70 años hubo un intenso trabajo, un esfuerzo que tiene por objetivo llevar adelante la función de la cabaña que es producir animales, reproductores, que sean atractivos para los clientes en función de sus necesidades. Nos esforzamos cada día para cumplir con eso, en preparar la genética, moldearla y tener una oferta que como está, de punta a punta, voló de la pista", indicó Pablo Zerbino.

Agregó que "los toros volaron, todos, en Hereford y en el Angus, demoró un poco más la colocación en las hembras por un tema circunstancial, es un tema que depende del momento, porque puede haber más o menos interés en comprar vientres de pedigrí en función de las expectativas y el momento no es del todo óptimo y eso se refleja. Ahora, en la torada, cuando la apuesta ya es a producir y generar terneros que serán novillos, ese negocio está muy vigente en Uruguay, tal vez en la agropecuaria es de los negocios, sacando la parte forestal logicamente, que está más vivo, más pujante, con más intensidad y eso claramente se demostró acá".

Finalmente, destacó el valor que para la cabaña tiene "ver clientes nuevos, obviamente, pero también los tradicionales que cada año nos vienen a acompañar, buscando nuestra genética, lo que confirma que están conformes con lo que han comprado en otros años".

Fue, en definitiva, una tarde redonda, porque además de ambientarse buenos negocios (y ayudar, de paso, porque esta cabaña colabora con Aldeas Infantiles) y pasar un lindo rato la selección terminó empatando en Barranquilla ante los colombianos y eso fue otra alegría.


Populares de la sección