Complicaciones en negocios con Turquía obligan a exportadores a bajar costos

Empresarios plantean reducción de la carga impositiva para que continúe la actividad
Con el objetivo de bajar el precio de la carne en el mercado interno, el gobierno turco resolvió canalizar la compra de ganado en pie a través de dos empresas estatales. En estos días se concretan los últimos embarques por la vieja modalidad, a través de importadores privados, y se estima que desde Uruguay saldrán hacia ese destino unas 60 mil cabezas en apenas 40 días.

El nuevo sistema de compra de Turquía impulsó la competencia entre las diferentes empresas exportadoras, que pujan por ofrecer el menor precio, lo que provocará una baja en las cotizaciones. Cabe recordar que Turquía es el principal comprador de ganado de Uruguay, pero esta nueva situación, además de la fuerte competencia de Brasil –país que tiene ganado más barato y con menores costos de flete–, pone en alerta a los exportadores.

Con Turquía pagando precios inferiores, y quizá incluso dejándole de comprar a Uruguay al tener otros proveedores más económicos, las alternativas para las empresas exportadoras locales son otros mercados que pagan menores precios, como Jordania, Egipto y Líbano. Ello obliga a los exportadores a bajar los costos para que les cierre el negocio.

ExportaciónTerneros1.jpg
Este negocio de exportación de ganado en pie insumió 500 viajes de camiones<br>
Este negocio de exportación de ganado en pie insumió 500 viajes de camiones
El razonamiento más fácil puede ser una baja en el precio del ternero. Sin embargo, Rodrigo González, director de la firma Escoltix, consideró que la prioridad debe ser bajar la carga impositiva para evitar afectar al criador.

"Uruguay tiene que ser un poco más competitivo en costos para poder acceder a los otros mercados aparte de Turquía. El país debe poder acceder a Líbano y a Jordania, y eso implica que bajen los costos. No solo implica que baje el precio del ternero, tienen que bajar sobre todo los demás costos, los impuestos y las tasas. Si se quitaran algunos impuestos, algunas tasas fijas, de repente podríamos acceder a alguno de esos mercados", comentó.

El empresario señaló que los exportadores deben pagar el Fondo de Inspección Sanitaria (FIS) y la tasa del Instituto Nacional de Carnes (INAC), que suman aproximadamente 1,9%.

González señaló que la carne tiene algunos reintegros por exportación que los exportadores de ganado en pie no tienen. "Además no podemos pagar el mismo porcentaje en impuestos que un paquete de carne que vale US$ 15 o US$ 20 por kilo, no es justo. Porque nosotros exportamos el animal vivo, con la materia dentro, con las pezuñas, huesos, cuero y cola. Son productos muy diferentes", afirmó.

ExportaciónTerneros2.jpg
En el barco se arman lotes parejos en tamaño, para evitar que haya animales dominantes<br>
En el barco se arman lotes parejos en tamaño, para evitar que haya animales dominantes
El exportador reconoció que ese ya es un costo caro, que se lo terminan trasladando al productor, porque la cuenta se hace de adelante hacia atrás. Al precio final del producto exportado, se le restan todos los costos, considerando los impuestos y tasas, fletes, alimentación, hasta llegar al precio que se le paga al productor por el ganado. "Cuanto más costos se suman a esa cadena menor es el margen para pagarle al productor por su ternero", señaló.

González agregó que también hay una diferencia importante en los costos de los análisis de laboratorios veterinarios, entre lo que cobra la División Laboratorios Veterinarios (Dilave) y los privados. "La diferencia es importantísima, sobre todo en los análisis de sangre", dijo.

El empresario prevé que Turquía retomará las compras pero lo hará a otros precios, aunque opinó que seguramente pagará bastante menos de lo que pagó hasta ahora; por lo tanto, todos los costos que se puedan ajustar les permitirá seguir trabajando.

Señaló que tanto Jordania, como Líbano y Egipto, le están comprando ganado de forma fluida a Brasil. Si bien esos mercados pagan algo más por el ganado uruguayo, la diferencia de precio no es significativa, es de apenas US$ 0,05 o US$ 0,10 por kilo, al tiempo que Uruguay corre con la desventaja del flete, ya que la distancia desde Brasil es menor.

ExportaciónTerneros3.jpg
Cada compartimento del barco tiene espacio suficiente para que todos los terneros se echen<br>
Cada compartimento del barco tiene espacio suficiente para que todos los terneros se echen
González consideró que si se complica la exportación de ganado en pie a Turquía el precio del ternero se ubicará apenas US$ 0,15 o US$ 0,20 por encima del precio del novillo gordo. "Creo que en ese caso, comparado al precio de hoy, el ternero valdría US$ 1,70 o US$ 1,75. Espero que no llegue a ese precio, pero si el ternero llega a US$ 1,85 o US$ 1,90, tal vez se puedan hacer negocios hacia Líbano o Jordania", razonó.

El director de la exportadora Escoltix reflexionó que "no será fácil componer ese precio FOB con todos los impuestos que tenemos que pagar. Bajar el precio del ternero ya es un problema, pero después tenemos todos los otros costos que igual encarecen el negocio. El precio de US$ 1,80 o US$ 1,85 por kilo de ternero estaría bien en casi cualquier parte del mundo, pero al sumarle todos los demás costos se encarece mucho la operativa, componer el precio FOB en Uruguay es carísimo".

Concluyó que "es inevitable rever el tema costos. Cuando estaba todo bien se exportaba mucho y se puso una fuerte carga tributaria, pero ahora es el momento de sacar impuestos. Hay que ser inteligentes en el momento de recargar a un sector de impuestos, pero también para sacarle".

El presidente de la Cámara de Diputados, Gerardo Amarilla, concurrió el miércoles al puerto de Montevideo y visitó el barco donde se cargaban los 15 mil terneros que se exportarán a Turquía. El legislador nacionalista manifestó su preocupación por los elevados costos del sector, por la necesidad de generar mercados alternativos, y destacó el derrame en otros sectores de la economía a través de la generación de puestos de trabajo, de la compra de insumos y los contratos de servicios.

Zarpa este viernes

Este viernes zarpa desde el puerto de Montevideo un barco cargado con 15 mil terneros sin castrar rumbo a Turquía. Se trata de una exportación conjunta realizada por las empresas Emaran, Portimor y Escoltix. Los compradores del ganado son 40 empresarios turcos, y los proveedores son unos 150 criadores uruguayos. Para el traslado de los ganados al predio de cuarentena y de allí hasta el puerto se realizaron 500 viajes de camiones.

Acerca del autor