Director del ICAU mira a 2017 mientras cineastas piden su renuncia

Un grupo de realizadores cuestiona el trabajo de Martín Papich al frente del organismo nacional del cine y audiovisual
El director del Cine y el Audiovisual Nacional, Martín Papich, dice estar enfocado en los proyectos del organismo del año próximo –que presentará públicamente en las próximas horas–, en medio de un pedido de renuncia que le hicieron los cineastas uruguayos en una carta abierta divulgada el miércoles.

"Nosotros estamos presentando mañana (por hoy) el plan de fomento con la proyección 2017, por lo tanto ahí están puestas todas las energías. Cómo resolvemos temas que para nosotros son cruciales", dijo Papich a El Observador.

Ante la pregunta reiterada de si permanecerá en el cargo o no, el funcionario evitó responder. "No voy a contestar más que lo que estoy contestando", afirmó.
La gestión al frente de la Dirección del Cine y Audiovisual Nacional (ICAU) por parte de Papich fue cuestionada por un grupo de 46 realizadores e integrantes del ámbito del cine local, entre los que se cuentan Pablo Stoll, Federico Veiroj, Daniel Hendler, Jorge Temponi, Mario Handler, Ana Guevara y Mariana Viñoles.

"Creemos que hay un ciclo cumplido. Luego de 11 años del Sr. Martín Papich al frente del ICAU, el cine nacional se encuentra en su peor momento institucional, al mismo tiempo que en su momento más germinal con las primeras generaciones de egresados de escuelas de cine públicas y gratuitas saliendo a la cancha", dijeron los realizadores en la carta publicada por El País y Búsqueda.

A pesar de que en 2016 se ajustó el monto del Fondo de Fomento cinematográfico por primera vez en siete años, en 2016 "se eliminó el fondo para serie de ficción de TV, se eliminó un premio en la categoría cortometraje y se bajó el monto de uno de los premios para largometraje", algo que además –agregaron– no fue consultado con Asoprod, la asociación nacional de productores audiovisuales.

Papich consideró "legítimo" el reclamo de estos referentes, aunque consideró que es necesario realizar "precisiones" al respecto.
Sobre la reducción de fondos, especifica que en 2016 se entregaron $ 28 millones, "si bien es cierto que hubo una baja en el impacto sobre el presupuesto, hubo $ 10 millones de aportes que no se recibieron, y que procedían de ANCAP, del Ministerio de Industria, del Banco República y otras instituciones", dijo.

El director del ICAU aclaró que para 2017 se recuperarán fondos, y se incrementará la cantidad de premios, con uno más para ficción, dos para cortometrajes, un nuevo fondo para coproducciones minoritarias, otro para guión y un nuevo fondo para series de televisión que se presentará la próxima semana.

Jurados en la mira

El comunicado de los cineastas uruguayos incluye además un reclamo por el protocolo de elección de jurados en los comités encargados de asignar fondos a películas, tanto para sus creaciones como para lanzamientos.

Según la carta, Asoprod realizó un planteo que fue desoído por Papich, y destacó el caso de Henry Segura, quien forma parte del grupo encargado de entregar dinero para la llegada de las películas nacionales a las salas.

Segura, de acuerdo a lo señalado en el escrito, "es conocido por trabajar como asesor para la empresa Movie, la mayor exhibidora y distribuidora del país".

"De esta manera, una persona de confianza de una empresa privada pasa a tomar decisiones sobre dinero público destinado al estreno en salas comerciales, incluidas las que son propiedad del Movie", añadieron. Para los integrantes de la industria local, esto implica un "conflicto de intereses".

Las películas locales son evaluadas y aprobadas para exhibirse por "primera vía" o "segunda vía". La diferencia entre esas categorías radica en la cantidad de semanas y horarios que tendrán en las salas.
Los firmantes van contra los cines también, ya que remarcaron que utilizan su capacidad para asignar horarios enviando al cine uruguayo a horarios laterales y que –de no forzarse una mayor presencia– el cine local está condenado al "ostracismo".

Papich especificó que para el próximo año ya no se contarán opiniones para el apoyo a los lanzamientos, teniendo en cuenta solamente los premios otorgados a esas producciones como antecedentes.

Los cineastas destacaron los casos de Clever, que las salas de Grupocine no exhibían pese a estar en su cartelera; o la de El Candidato, que fue asignada a segunda vía a pesar de cumplir con los requisitos para estar en la primera.

"Aunque fue advertido de la disconformidad de la mayoría de quienes integramos el sector ante estas situaciones, el director del ICAU continuó en esta línea, trabajando junto a los exhibidores un Protocolo de Exhibición del Cine Nacional donde no se hace otra cosa que institucionalizar la precariedad que tienen las películas para su permanencia en salas comerciales", dijeron en el documento.

Además de reclamar por el trato que el cine uruguayo recibe de parte del ICAU, también protestaron porque "carece de una política clara" de internacionalizar el cine nacional, luego de que se eliminara la Film Commision, organismo encargado de ese aspecto.

Al respecto, Papich aseguró que están trabajando para mejorar y que es parte necesaria del crecimiento del audiovisual local.

Populares de la sección

Acerca del autor