Drama familiar, traición y misterio en un libro imperdible

La novela El libro de los Baltimore, del suizo Joël Dicker, confirma al escritor como uno de los autores actuales más interesantes
A sus 31 años, Joël Dicker y ya cuenta con tres novelas publicadas, dos de las cuales han sido bestsellers. La tercera, El libro de los Baltimore, recupera a Marcus Goldman, el protagonista de uno de sus textos anteriores, La verdad sobre el caso Harry Quebert, para relatar la historia de su familia, con una combinación de drama, nostalgia y relato policial que funciona desde la primera hasta la última página.

Goldman es un novelista exitoso, pero que vive atormentado por el fantasma de "el Drama", un evento que transformó para siempre a su familia, compuesta por dos ramas. Por un lado están los Goldman de Montclair, Nueva Jersey, hogar integrado por Marcus y sus padres, una pareja estancada en una vida monótona de clase media.

Por el otro están los Goldman de Baltimore, los tíos y el primo del escritor, una familia elegante, cautivante, con un estilo de vida lujoso y una personalidad magnética que hace que Marcus desprecie a su familia y prefiera los momentos compartidos con los "Baltimore", como son conocidos de forma coloquial, y que explican varios de los atributos que el personaje poseía en su anterior aparición.

Esta rama de la familia Goldman, integrada por los tíos Saul y Anita, el inteligente primo Hillel y Woody, un muchacho noble, simpático y con talento para los deportes que los Baltimore adoptan, son los verdaderos protagonistas de la novela, como el título indica.

Marcus, por más que posee sus propios demonios vinculados al Drama y a su relación con Alexandra Neville, su expareja que durante sus años alejados se ha convertido en una de las cantantes más exitosas de Estados Unidos, es simplemente el narrador y el vínculo del texto (narrado en primera persona) con la familia.

Misterio doméstico


Dicker logra generar climas intensos con habilidad, y también generar curiosidad en el lector. La novela, que viaja continuamente entre el presente de Marcus, refugiado en Miami con la intención de escribir su próximo libro, con su pasado, desde su infancia y juventud compartida con Woody y Hillel en Baltimore, Nueva York y Miami hasta los años anteriores al inicio del relato, en el que junto a su tío discuten el impacto que el Drama ha tenido en los Goldman más exitosos, que han visto su hogar y su estilo de vida destruido para siempre.

El autor revela la información de a poco, conformando como un puzle la línea de tiempo. Todas las preguntas planteadas al principio tienen respuesta, pero hay varias que son contestadas de forma sorpresiva, con un giro creíble a la suposición que se puede elaborar en base a los primeros datos que se reciben.

Si bien se puede criticar que hay pasajes del libro –sobre todo diálogos entre Marcus y Alexandra- que son bastante cursis, no sucede lo mismo con el drama familiar, en el que se combina la traición, el misterio, la envidia y el amor entre los tres primos Goldman, Alexandra y su hermano Scott.

El libro es extenso, pero nunca llega a hacerse denso. Al contrario, al irse revelando los secretos de los Goldman y desenredarse la madeja de lo sucedido durante el "Drama", todo va cayendo en su lugar.

Si bien Dicker puede considerarse aún como un escritor en formación, ha demostrado hasta ahora que es capaz de contar buenas historias, y hacerlo de forma interesante y accesible sin resultar pretencioso o rebuscado.

Con la misma calidad que Los últimos días de nuestros padres pero con personajes más profundos, definidos y conflictuados, El libro de los Baltimore confirma a Dicker tanto como uno de los autores en ascenso de la literatura global. Además, es una realidad que ya logró conquistar, de forma justificada, a los lectores, por más que aún tenga aspectos para pulir.

Populares de la sección

Acerca del autor