El "clavo" de las motos incautadas y un galpón que almacena 7.000

Prefieren comprar una nueva a pagar la multa para recuperarla
Antes era el Mercado Agrícola de Maldonado. Hoy es un galpón donde se apilan más de 7.000 motos que fueron incautadas en operativos de tránsito. Están todas ordenadas en largas filas, la mayor cantidad de los vehículos llenos de polvo de reposar tantos años en el lugar.

"Uno de los problemas que ha traído la modernidad es que a veces es más fácil comprar una moto nueva que pagar la multa", dijo a El Observador el director de tránsito y transporte de la Intendencia de Maldonado, Juan Pígola. Ese galpón es la prueba de esa afirmación. "Como son incautadas no las hemos podido llevar a remates", dijo.

En 2016 fueron cerca de mil las que se incautaron. El intendente del departamento, Enrique Antía, sostuvo a El Observador que la división de jurídica de la comuna está "haciendo un trámite judicial" para poder rematar las que están en condiciones y vender como chatarra el resto. "Es un desastre la cantidad que hay. Estamos preocupados porque día a día se agranda. Esperemos este año podernos sacar ese clavo de arriba, porque la mayoría son chatarra", dijo Antía.

En el departamento se empadronan entre 4.800 y 5.000 motos por año, por lo que las autoridades departamentales estiman que hay en promedio una por habitante, independientemente de los autos.

Conducen sin libreta


El director de tránsito y transporte de la Intendencia de Maldonado aseguró que lo que más preocupa a nivel local es la cantidad de personas que circulan en vehículos sin licencia de conducir, porque la extraviaron, se venció o no la han emitido.

Se trata de una de las multas más frecuentes, que corresponde al 30% del total. En esos casos, deben pagar una multa de 8 Unidades Reajustables ($7.493 al valor de ayer) para recuperar la licencia de conducir y el vehículo incautado. Hasta que no abonan la sanción, no puede ser reclamado.

Se trata de la segunda infracción más cara junto con el exceso de velocidad, y de no aminorar frente a una aglomeración.

Según datos publicados por el Ministerio del Interior en 2015, de las 6.464 motos que se sacaron de circulación en operativos realizados por las jefaturas de policía de todo el país, 1.067 correspondían a Maldonado. Eso lo transformó en el departamento que más incautaciones de motos tuvo.

Más elementos disuasivos


Controles de velocidad, espirometrías, que se use el casco en las motos, el cinturón y las luces en los autos, que tengan la documentación. Eso son algunos de los elementos que se controlan en los operativos realizados por los inspectores de tránsito.

En verano, los operativos duran entre 40 o 50 minutos en cada punto y se pueden llegar a hacer cinco operativos en una misma noche. La llegada de la tecnología produjo que deban rotar porque a través de las redes sociales se viraliza dónde están ubicados los inspectores y deja de ser efectivo, explicó Pígola.

El director de Tránsito y Transporte apuntó que a pesar de que identifican una mayor presencia de visitantes, han registrado un "turismo receptivo" y que, si bien hay personas que cometen infracciones, "la óptica es más colaborativa" que en años anteriores.

El cambio en el comportamiento lo atribuyen a "una cantidad de elementos disuasivos" como la vigilancia electrónica. Se realiza a través de las cámaras que se instalaron en el departamento, cuya ubicación es reservada, pero "todo el mundo sabe que están". Por otro lado, también consideran que se debe a las filmaciones que realizan los inspectores de los operativos.

Desde Tránsito y Transporte de la Intendencia de Maldonado resaltan que no los realizan desde lugares escondidos para evitar la "industrialización de multas" con el objetivo de mayor recaudación.

Populares de la sección

Acerca del autor