Empieza a volar hoy la aerolínea atendida por "sus propios dueños"

La empresa proyecta vender 500.000 pasajes en su primer año
A dos años y medio del cierre de PLUNA, la empresa Alas Uruguay, nacida de las cenizas de la aerolínea de participación pública, verá hoy remontar su primer vuelo con destino a Asunción (Paraguay), que regresará luego a Punta del Este. La empresa gestionada por extrabajadores de PLUNA en régimen de cooperativa, que cuenta con financiamiento del estatal Fondo de Desarrollo (Fondes), planea expandir en el corto plazo el número de destinos y terminar su primer año con 500 mil pasajes vendidos.

"Nos proponemos recuperar gran parte del mercado regional perdido desde el cierre de PLUNA y convertirnos en un instrumento primordial para el desarrollo del turismo los negocios, el comercio y la difusión de nuestra cultura", señala Daniel Olmedo, gerente general y CEO de Alas Uruguay en la primera edición de la revista de a bordo de la compañía, Alasmagazine.

En la primera etapa de la nueva aerolínea, contará con vuelos diarios desde Montevideo a Buenos Aires, Asunción, Santiago de Chile, San Pablo y Río de Janeiro. Al mismo tiempo, unirá Punta del Este con Aeroparque en Buenos Aires. También se proyecta una conexión entre Punta del Este y San Pablo.

Alas Uruguay espera realizar a Aeroparque 28 vuelos semanales desde Montevideo y siete desde Punta del Este en temporada baja, e incrementar a 35 y 14, respectivamente, ese número en temporada alta. A San Pablo, Río de Janeiro, Santiago de Chile y Asunción, proyecta siete vuelos semanales por destino durante todo el año.

"En nuestros planes también tenemos pensado volar a Curitiba, Porto Alegre, Córdoba y Santa Cruz", dijo el responsable de la empresa, en una segunda etapa.

Según el plan de negocios de la compañía, proyectan poco más de 500 mil pasajeros en el primer año de operación y un crecimiento de 20% para el segundo ejercicio. La mitad de los viajes del primer año se estiman que sean a través del puente aéreo que une a Uruguay con Buenos Aires.

La aerolínea cuenta con tres aviones Boeing 737-300W con capacidad para 132 pasajeros. Según especifica la publicación de la empresa, originalmente ese modelo viene con 148 asientos, pero decidieron reducir el número de plazas para incrementar el espacio entre filas. Según la empresa, eso permite 10% más de espacio entre asientos que el promedio de la industria de vuelos regionales.

Una vez que las rutas previstas para la primera etapa se encuentren en funcionamiento, la empresa proyecta que contará con 220 empleados en Uruguay y más de 60 en las oficinas de Asunción, Buenos Aires, Santiago de Chile y San Pablo. Al mismo tiempo, señalan que "el aporte de divisas por concepto de turismo receptivo rondará los US$ 100 millones".

Por su parte, el CEO de Corporación América –concesionaria del Aeropuerto de Carrasco–, Eduardo Acosta, señaló que su empresa brindará apoyo y asistencia a la iniciativa de Alas Uruguay. "Estamos en casi todos los aeropuertos de Argentina y Brasil, por lo que vamos a abrirles las puertas en los aeropuertos, facilitarles los slots junto a la Autoridad Aeronáutica, ayudándolos a llegar al punto de equilibrio", sostuvo.

En la editorial de su revista de a bordo, la aerolínea destaca su característica de empresa cooperativa. La "atención tendrá una característica muy especial: Alas Uruguay estará a cargo de sus propios dueños".

Precios inaugurales

Volar a Asunción costará US$ 300 ida y vuelta (tasas e impuestos incluidos), indicaron a El Observador desde el call center de la aerolínea. El billete para ir y regresar a Buenos Aires ascenderá a US$ 183. Desde el sitio web de la aerolínea promocionan Punta del Este-Asunción por US$ 356. Por el momento esos son los dos destinos cuyos precios han sido estipulados.

Populares de la sección